El presidente de la Cámara de Comercio de Barcelona, Joan Canadell (i), con el presidente de la Generalitat, Quim Torra (d). /EFE/Quique García

Las cámaras de comercio catalanas extreman su discurso ante Quim Torra

stop

Gritos de libertad para los presos y huidos independentistas en un acto de las cámaras de comercio catalanas en presencia de Quim Torra

Josep Maria Casas

Economía Digital

El presidente de la Cámara de Comercio de Barcelona, Joan Canadell (i), con el presidente de la Generalitat, Quim Torra (d). /EFE/Quique García

Barcelona, 29 de octubre de 2019 (19:59 CET)

Quim Torra tiene un aliado en las cámaras de comercio catalanas. El presidente de la Cámara de de Barcelona y del Consejo de Cámaras de Cataluña, el independentista Joan Canadell, calificó este martes de “inaceptable” que Pedro Sánchez se niegue a dialogar con la Generalitat.

“Las cámaras de comercio catalanas no pueden aceptar ni tolerar que Pedro Sánchez se niegue a negociar. No podemos aceptar que quién aspira a presidir el Gobierno español no esté dispuesto a dialogar para encontrar una salida acordada para el proceso catalán”, afirmó Canadell en presencia de Quim Torra en la presentación del plan estratégico de la Cámara de Barcelona para los próximos años.

Cuando se refirió a los presos independentistas y a los "exiliados", la mayoría de los cerca de 300 empresarios asistentes se levantaron y aplaudieron entre gritos de “libertad”.

“El 1 de octubre de 2017 [día del fallido referéndum de independencia] fue una gran gesta que nunca olvidaremos pero no fuimos capaces de explicar porque queremos ser un Estado”, afirmó Canadell.

Canadell cargó contra los partidos unionistas por “vender un mensaje de miedo que muchos se han creído”. Por ello, animó a explicar “cómo podemos generar riqueza con la independencia”. Recalcó que esto solo se puede hacer con “unidad”, con “el máximo de participación”. Abogó por reclamar un referéndum pactado a las instituciones europeas. Insistió en que “no podemos aceptar un modelo español que nos condene a la pobreza”.

Trabajar como si Cataluña fuera un Estado

El presidente de las cámaras de comercio catalanas propuso “hacer lo que haríamos si la declaración de independencia de 2017 tuviese efectos jurídicos”.

En su discurso, Canadell afirmó que el Estado español no ha sabido modernizar la economía  que ha mantenido un sistema oligárquico. Sin embargo, “pese a formar parte del estado”, Canadell señaló que Cataluña ha crecido de forma sostenida, con un paro más bajo, un déficit de la seguridad social menos preocupante y con un modelo económico más adoptado a la revolución tecnológica. En veinte años, Cataluña puede ser “más próspera que Austria”, según aseguró.

Sin embargo, añadió que la elevada presión fiscal dificulta la generación de riqueza y contribuye a crear un déficit fiscal cercano al 8% del PIB catalán año tras año. Eso equivale a 400.000 millones de euros en los últimos 30 años. “Imaginaros cómo podría crecer Cataluña sin los frenos” del Estado español.

En el plano económico, indicó que hace falta crear una alternativa a las fracasadas cajas de ahorro y una  reforma del impuesto de sociedades. Propuso empezar a pensar en el sistema fiscal que necesitaría una Cataluña independiente.

Torra, como en casa

Torra se sintió como en casa en el acto de las cámaras catalanas. Recibió un intenso aplauso por parte de la mayoría de los empresarios presentes. Agradeció la “pasión, ambición, responsabilidad” de los ponentes. Además de Canadell, tomó la palabra la vicepresidenta primera de la Cámara de Barcelona, Mònica Roca, así como los presidentes de las cámaras de Sabadell, Ramon Alberich; Girona, Jaume Fàbrega; Reus, Jordi Just; y Palamós, Pol Fages.

En la misma línea que Canadell, Torra reitero que “tenemos un Estado en contra que se ha caracterizado por una grave dejadez de funciones hacia Cataluña”. Y recordó el déficit fiscal. Calificó a España de "modelo caducó" e insistió en que el Estado propio es la "única vía".

En el acto también estaban los consejeros Àngels Chacón y Jordi Puigneró, así como el expresidente Artur Mas.

 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad