Correos se ahorra las cuotas sociales de 20.000 empleados

stop

La lista de privilegios que el ministerio de Hacienda da a la empresa pública se completa con ventajas aduaneras

29 de abril de 2014 (21:17 CET)

La Sociedad Estatal de Correos y Telégrafos, la popular Correos, mantiene una lista de privilegios con el ministerio de Hacienda, que incluyen millonarias exenciones fiscales y trato de favor en las aduanas españolas. Así lo denuncian sus competidores y un informe de la patronal CEOE (aún inconcluso), documento que ha servido como base para una denuncia tramitada ante la Comisión Europea. Se analiza la evolución de las aportaciones públicas entre los años 2005 y 2010.

Según el documento remitido a Bruselas, Hacienda mantiene la exención de las cuotas sociales de 20.000 funcionarios (un tercio del total de la plantilla), que deberían ingresarse en las arcas de la Seguridad Social. Correos no ha contestado los requerimientos de información de este diario. El hecho supondría al menos la mitad de los 5.000 millones que el sector calcula como ayudas ilegales recibidas durante el lustro analizado.

Denuncia en Bruselas

La amonestación se ha admitido a trámite y podría generar serios problemas para el gobierno español a través de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI). Las autoridades comunitarias investigarán si las sospechas de los operadores logísticos son efectivamente una ayuda ilegal del Estado a Correos, que distorsiona el mercado.

El cerco se estrechará sobre el amparo legal que posibilita este paquete de medidas. Los presupuestos generales del Estado detallan decisiones políticas que pretenden compensar al ente por el servicio postal universal (SPU), es decir la obligatoriedad de cubrir los envíos postales en cualquier lugar del país aunque no sea rentable.

Avales extraordinarios

Estas ayudas se diluyen en toda la estructura de Correos que ha apostado por servicios rentables, como la mensajería. La situación ha costado al grupo público multas millonarias. Las sanciones parecen, de todos modos, no intimidar al equipo de Javier Cuesta, que recuerda, con cada correctivo, que recurren las amonestaciones. La situación es, sin embargo, cada vez más descarada a juicio de los competidores privados.

Las ventajas que el ministro Cristóbal Montoro mantiene para Correos, bajo el amparo de la SPU, incluyen trato de favor en las aduanas de Canarias, comunidad donde, además, tampoco paga varias tasas municipales. El Gobierno cursó también un aval extraordinario para facilitar la financiación de Correos Express, el servicio de mensajería que compite contra firmas privadas de mensajería.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad