El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, en una visita al matadero de Incarlopsa.
stop

Los grupos políticos cercan a García-Page tras la sentencia judicial contra Incarlopsa que acredita maltrato animal y complicidad del gobierno

Madrid, 21 de marzo de 2018 (04:55 CET)

El terremoto político en Castilla-La Mancha, con epicentro en el carnicero de Mercadona, llegará a la sede del parlamento regional en breve. Las Cortes de Castilla-La Mancha debatirán la actuación del gobierno en el maltrato animal ocurrido en el matadero de Incarlopsa, la mayor empresa de la región, que ha sido condenada recientemente junto con el gobierno regional, por violar la ley de bienestar animal entre 2014 y 2017.

Los grupos parlamentarios de Podemos y el Partido Popular exigirán explicaciones al gobierno de Emiliano García-Page (PSOE) por su actuación cómplice con la empresa Incarlopsa, según consta en la sentencia judicial del 21 de septiembre pasado del Tribunal Superior de Justicia de Castilla-La Mancha y que avanzó este medio en exclusiva.

PP y Podemos exigirán explicaciones al gobierno de García-Page

La sentencia acredita que el gobierno de García-Page actuó “al dictado” de la empresa Incarlopsa, que pidió sancionar a los inspectores que denunciaron irregularidades en el matadero. Los veterinarios autonómicos denunciaron que los cerdos eran sacrificados sin estar completamente sedados, tal como exige la ley.

Los animales deben permanecer en un foso de CO2 durante unos tres minutos, pero las prisas por la producción de carne hicieron que la compañía acelerase el proceso y degollase a los animales aún cuando estaban conscientes. Además, la sentencia sostiene que el gobierno de García-Page, en lugar de sancionar las irregularidades, terminó sancionando a los inspectores que las habían denunciado.

Las consecuencias

Ahora, el grupo parlamentario de Podemos pedirá explicaciones al PSOE, al que ofrece apoyo en el gobierno. El diputado David Llorente exigirá al gobierno regional que aclare quiénes son los responsables de haber perseguido y acosado a los inspectores que denunciaron la violación de la ley de bienestar animal.

Llorente pedirá explicaciones al ejecutivo regional por las ayudas aportadas a la empresa (y a otras compañías de la ganadería intensiva) y también estudiará las donaciones de Incarlopsa al gobierno de García-Page a través de la fundación Impulsa.

“Incarlopsa seguramente no hace donaciones a cambio de nada”, considera el diputado autonómico. “Esas donaciones son, probablemente, la explicación del trato de favor que ha recibido la empresa”, concluye.

García-Page ha salido en defensa de la compañía dirigida por el empresario Emilio Loriente, que próximamente tendrá una calle en Tarancón, la localidad del matadero.

“Si alguien piensa que hay algún tipo de favor a una empresa, que no lo diga, que lo digan los tribunales. Ahora bien, que nadie juegue con una empresa que da miles de empleos”, advirtió García-Page.

Los socios de García-Page hablan de "trato de favor" de la Junta con Incarlopsa 

El portavoz de Podemos ha lamentado que García-Page “no se entera o no se quiere enterar” de que el asunto ya fue judicializado y la sentencia condena tanto al gobierno que preside como al proveedor de Mercadona.

Escándalo mayúsculo

El Partido Popular también ha avanzado que exigirá explicaciones al gobierno regional y pedirá que se determinen las responsabilidades. Los populares están convencidos de que se trata de un escándalo mayúsculo en la región y solicitarán aclaraciones al ejecutivo regional.

El sindicato CCOO también pidió este lunes el cese del director de Salud Pública, Manuel Tordera, por haber apartado de su cargo a los inspectores que denunciaron irregularidades en la empresa. García-Page ya ha avanzado que no hará ninguna destitución y el sindicato ahora se plantea exigir ceses con movilizaciones y acciones de calle.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad