El juez de Filmax da un ultimátum a los bancos

stop

CONCURSO DE ACREEDORES

Ismael García Villarejo

Julio Fernández, presidente de Filmax, y los diseñadores Rosa Clará y Florentino Cacheda en la presentación de 'Rec'
Julio Fernández, presidente de Filmax, y los diseñadores Rosa Clará y Florentino Cacheda en la presentación de 'Rec'

26 de septiembre de 2011 (19:37 CET)

El concurso de acreedores de Filmax está enquistado. El juez lleva dos meses esperando a que el pool bancario, al que la productora debe 135 millones, decida si se suma o no al convenio presentado por la administración concursal. La propuesta tiene en la venta de la librería de películas su principal baza.

Este activo, valorado entre los 80 y los 120 millones por dos auditorías, se dio como garantía a los bancos acreedores durante la firma del acuerdo de reestructuración financiera de abril de 2009.

El administrador concursal quiere que los bancos liberen este compromiso y que los más de 400 títulos cinematográficos que componen el catálogo puedan venderse. Tras esta operación, Filmax podría sentarse con el resto de proveedores y negociar la deuda restante, otros 15 millones. De modo que si los acreedores financieros no desbloquean la operación, la alternativa será la disolución de la productora.

El juez ha citado este lunes a las partes en disputa para que aclaren su postura. Sin embargo, uno de los representantes de las entidades financieras ha pedido una tercera auditoría, extremo al que el magistrado ha negado rotundamente, según fuentes judiciales consultadas por Economía Digital. Se da la circunstancia de que estos acreedores rechazaron el presupuesto que Tinsa les presentó para realizar una nueva valoración.

Ante notario

Tras la vista, el administrador concursal ha depositado ante notario una propuesta de acuerdo sujeto a la totalidad del pool bancario. Si no se consigue el 100% de las adhesiones en tres semanas no será posible vender las películas, por lo tanto el juez iniciará el proceso de liquidación.

Según ha podido saber este medio, el administrador solicitaría que los bancos y cajas sean tratados como acreedores ordinarios llegados a este extremo, por lo que las entidades financieras perderían cualquier preferencia y recibirían el mismo trato que los demás proveedores de Filmax .

Tres grupos han manifestado su interés por el extenso catálogo de Filmax: Planeta, Vértice y Mercury pujarán por las películas. Mientras tanto, Filmax intenta llevar con normalidad su día a día. Está a punto de estrenar la secuela de una de las sagas más taquilleras del cine español, Rec. En las próximas semanas también llegará a las pantallas Copito de nieve.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad