Grífols investiga con células madre tras comprar Talecris 

stop

RETRASAR EL ALZHEIMER

Sede corporativa de Grífols en Sant Cugat del Vallès

15 de junio de 2011 (19:53 CET)

La multinacional catalana Grifols trabaja en una nueva línea de investigación con células madre que se suma a las ya dedicadas a hemoderivados y que mantendrá tras la compra y fusión de la norteamericana Talecris. "Tengo 61 años y no veré el final, pero es una tecnología donde tenemos que estar", ha dicho el presidente de Grifols, Víctor Grifols, quien ha destacado la importancia de crecer y llegar a nuevos mercados.

La compañía dedicada a la farmacia hospitalaria invierte más del 4% de las ventas a investigación, lo que le permitirá mantener también las líneas desarrolladas en Estados Unidos (EUA). De hecho, prevén que la adquisición de esta parte del negocio suponga el 60% de las ventas del grupo. En Europa, representa el 26% y Canadá el 7%.

La nueva línea de investigación se desarrolla bajo la empresa Gri-Cel y se ha instalado en su nueva sede corporativa mundial, ubicada en Sant Cugat del Vallès. El ministro de Industria, Miguel Sebastián, ha inaugurado el recinto este miércoles, acompañado por el equipo directivo de Grífols y la alcaldesa del municipio, Mercè Conesa. Supone el traspaso de las oficinas de la Torre Mafre de Barcelona, cuenta con tres edificios corporativos de más de 45.000 metros cuadrados que albergan unos 200 trabajadores de los ámbitos de dirección, comerciales y algunos laboratorios, que irán creciendo según se amplíen los proyectos de investigación.

Ensayo médico para retrasar el Alzheimer

Grífols contempla ahora nuevos proyectos como la inauguración en septiembre de nueva línea de producción de un nuevo medicamento en la planta de Parets del Vallès y la puesta en marcha del ensayo médico de un tratamiento para retrasar el progreso del Alzheimer. Se desarrollará durante un año con 300 pacientes, 200 en España y otros 100 en Estados Unidos.

Con la adquisición de la estadounidense Talecris por 2.800 millones de euros, se ha convertido en el tercer productor de hemoderivados del mundo con presencia en más de 90 países y filiales propias en 24. Es la primera empresa europea del sector, con el objetivo de incrementar desde este mismo año sus ingresos como referente internacional en el desarrollo, producción, comercialización e investigación de fármacos derivados del plasma.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad