La UE aboga por vetar la venta de O2 a Hutchison

stop

Los comisarios se reúnen hoy para respaldar la decisión del supervisor de competencia de bloquear la operación

José María Álvarez-Pallete, presidente de Telefónica

Madrid, 04 de mayo de 2016 (08:57 CET)

La Comisión Europea va a obligar a Telefónica a mover otra ficha para reducir sus 50.000 millones de euros de deuda. La de la venta de su filial británica O2 a Hutchison quedará desactivada ante el bloqueo de los responsables comunitarios, que estiman que las compañías no han despejado las dudas acerca de que la transacción conllevará un aumento de los precios y una menor oferta para los consumidores británicos.

Son 13.000 millones de euros que dejará de ingresar la operadora multinacional española presidida por José María Álvarez-Pallete, y que tendrá que buscar por otro lado. Entre las alternativas se barajan la OPV de la filial de torres de móvil Telxius, pagar parte del dividendo en acciones, la venta de O2 a otro operador o su colocación en Bolsa.

El bloqueo a la venta de O2 a Hutchinson será efectivo con el respaldo de los 28 comisarios europeos, que hoy miércoles tienen previsto reunirse para apoyar la decisión del supervisor de competencia del bloquear la operación, según han dicho a Efe-Dow Jones dos fuentes conocedoras de la situación.

Hutchison se niega a hacer más concesiones

El plazo límite para que las autoridades de la competencia se pronunciaran sobre la venta de O2 finaliza el 18 de mayo, pero desde hace días el mercado está descontando que la operación será finalmente tumbada, una vez que Hutchison se ha negado a hacer nuevas concesiones a Bruselas para que dé su visto bueno.

El propio Álvarez-Pallete ya lo dejaba entrever hace unos días en la conferencia con analistas para presentar los resultados del primer trimestre, al señalar que la operación podía ser vetada por las autoridades de competencia por motivos políticos, en referencia  al referéndum previsto para el próximo 23 de junio en el que los británicos deben decidir si continúan o no en la Unión Europea.

Las últimas concesiones que anunció Hutchison hablaban de un compromiso de congelación de los precios durante los próximos cinco años, así como la inversión en el país de 5.000 millones de libras para mejorar la red.

Ventas insuficientes de filiales

Además, la empresa se comprometió a ceder a operadores virtuales el 30% de la capacidad de la red y a vender su 50% en el capital de la operadora virtual que tiene con el minorista Tesco. La compra de O2 por parte de Hutchison, del magnate de Hong Kong Li Ka-shing, hubiera fusionado al segundo y al cuarto operador de comunicaciones móviles de Reino Unido.

Además, hubiera multiplicado por más de tres veces los clientes de Three, el operador móvil de Hutchison, hasta 34 millones, dando lugar al mayor operador de telefonía móvil de Reino Unido.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad