Pujol contrata al abogado de los grandes casos de corrupción

stop

Cristóbal Martell defiende a implicados en Nóos, Gürtel y Mercurio, y a Messi por sus líos con Hacienda

Cristóbal Martell, nuevo abogado de Jordi Pujol. | EFE

01 de agosto de 2014 (11:20 CET)

Jordi Pujol ha contratado a Cristóbal Martell, el penalista de moda en España. El abogado barcelonés conoce al detalle los grandes fraudes y casos de corrupción de España. Defiende a Álvaro Lapuerta, ex tesorero del PP y predecesor de Luis Bárcenas, Álvaro y Miguel Tejeiro, cuñados de Diego Torres, el cerebro del caso Nóos, y Manuel Bustos, el alcalde socialista salpicado por la operación Mercurio.

Martell también es el abogado de moda de los más sonoros casos de fraude a Hacienda. No sólo ha hecho carrera con los litigios judiciales del mundo político sino también del deportivo. Fue defensor de varias causas abiertas contra Josep Lluis Núñez, presidente durante 23 años del FC Barcelona, acusado de un fraude fiscal millonario, además de sobornos. También tuvo como cliente a su sucesor, Joan Laporta, y ahora al astro argentino Leo Messi.

"Sale caro, pero desinculpa"

Martell se ha ganado a pulso su reputación como defensor, algo que para los imputados más mediáticos y poderosos del país no tiene precio. “Descifra como nadie los papeles de la Agencia Tributaria; también desentraña los jeroglíficos de la Unidad Especial de la Guardia Civil o de la famosa UDEF. Descargó al constructor Núñez, al killer camerunés Samuel Eto’o y a Eugenio Mora, el ex dueño de Burberry. Martell sale caro, pero desinculpa”, escribe en este medio el periodista Josep Maria Cortés.

Pujol tiene como principal misión lograr que se aparte a sus hijos de toda la trama corrupta extendida mediante cuentas de Andorra, Suiza y Argentina. Es uno de los objetivos principales de Martell. Contaba Cortés: “cuando Montoro saca sus perros de presa, ya es demasiado tarde. La prueba es dogma de fe. De mitigar su carga se ocupa Cristóbal Martell”.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad