Javier Tebas y Jaume Roures, tan alejados en lo ideológico, son socios en los negocios del fútbol. EFE

Tebas, Roures y Sánchez se conjuran para avanzar el retorno de La Liga

stop

Tebas inicia la presión al asegurar que el fútbol puede volver el 12 de junio pero lo cierto es que todos los interesados quieren que sea incluso antes

Barcelona, 12 de mayo de 2020 (04:55 CET)

Javier Tebas, presidente de La Liga, lanzó el primer aviso este domingo por la noche al asegurar que no descarta que la competición vuelva el 12 de junio, una semana antes del 20, el día previsto y pactado con los clubes y demás agentes implicados en la competición. No será el último aviso. Hay muchos intereses económicos y todos los actores se han puesto de acuerdo en algo: cuanto antes empiece el fútbol, mejor. El gran escollo para ello son los jugadores.

Tebas y Jaume Roures, máximo responsable de Mediapro, la empresa que gestiona los derechos televisivos de La Liga, se han conjurado para adelantar el retorno de la competición para empezar a recuperar dinero cuanto antes, y el resto de agentes, como Movistar (Telefónica), están de acuerdo. Cuentan para ello con el beneplácito del Gobierno de Pedro Sánchez, siempre que se cumplan las medidas de prevención contra el coronavirus. Todos los clubes están sometiendo a sus jugadores y empleados a test de detección de Covid-19.

Fuentes conocedoras de las negociaciones aseguran a Economía Digital que la fecha anunciada por La Liga para celebrar las 11 jornadas restantes, entre el 20 de junio y el 26 de julio con dos jornadas por semana y partidos a diario, es solo orientativa. O, mejor dicho, es la que pudieron pactar con los clubes. Pero Tebas, que se ha erigido en amo y señor del fútbol en España, quiere que sea antes y así lo deslizó ya en una entrevista en Movistar Plus.

El 12 de junio es ahora la fecha que tiene Tebas en la cabeza, pero las fuentes consultadas aseguran que quiere que sea “lo antes posible”, aunque no dan fecha. Los equipos han vuelto ya a los entrenamientos, aunque todavía no son en grupo, y se están sometiendo a controles de temperatura y test de coronavirus, que han arrojado por ahora cinco positivos. El presidente de La Liga dijo también este domingo que eran muchos menos de los que se esperaba, lo que no hace más que reforzar su posición.

Un miembro de la seguridad del Eibar toma la temperatura al futbolista Sergi Enrich. EFE

Un miembro de la seguridad del Eibar toma la temperatura al futbolista Sergi Enrich. EFE

Tebas cuenta con Jaume Roures como aliado. Mediapro tiene los derechos de la competición y quiere que vuelva cuanto antes para volver a ganar dinero con los partidos. La productora catalana se juega, además, cientos de millones de euros por la venta de los derechos de emisiones a diferentes televisiones. Solo con Movistar, los cálculos del sector cifran en unos 150 millones de euros la compensación que tendría que pagarle.

Telefónica también quiere que la competición se retome, si bien las fuentes aseguran que José María Álvarez-Pallete ha tomado un papel algo más pasivo. Consultada por este medio, la empresa prefiere no hacer comentarios. Si no se celebran todos los partidos pendientes, el gigante español de las telecomunicaciones tendrá que devolver parte del abono del paquete fútbol a sus clientes o compensarles de alguna forma, por lo que también están interesados en que ruede el balón.

El Gobierno, que impulsó el acuerdo para la vuelta del fútbol, no pone inconveniente a que sea antes de lo previsto pero sí exige que se cumplan las medidas de seguridad y prevención. La vuelta del fútbol será un impulso para la recuperación de bares y restaurantes, que pueden abrir ya en las zonas que están en fase 1 pero que están viviendo una crisis que no terminará todavía, pues tienen que reducir el aforo. Cuanto antes se inicie la liga, antes se llenarán de clientes, si bien tienen que asegurar la distancia entre ellos.

Los jugadores, el escollo para adelantar La Liga

En ningún caso se está planteando la vuelta a los terrenos de juego con público en las gradas. Todas las fuentes hablan de partidos a puerta cerrada y que los estadios no aceptarán espectadores hasta, al menos, el inicio de la próxima temporada, en septiembre o cuando se pacte. Y ya se verá en qué condiciones, pocos confían en ver estadios abarrotados.

Los que sí se ponen en riesgo son los empleados de los clubes, todas las personas que contribuyen a que un partido pueda celebrarse, desde seguridad a la producción televisiva, pero sobre todo los jugadores. Es por ello que los futbolistas, que ya pusieron problemas a someterse a test para una vuelta precipitada a los terrenos de juego, amenazan con frenar las ansias de Tebas, Roures y compañía de adelantar el retorno del futbol.

Gerard Piqué, jugador que goza de cierto ascendiente entre el colectivo, ya respondió al presidente de La Liga: “Unos días más de entrenamientos no nos vendrían mal”. En el fútbol español todo el mundo sabe que el defensa del Fútbol Club Barcelona es de los que no habla por hablar y no da puntada sin hilo, por lo que su respuesta es un claro aviso a navegantes.

Gerar Piqué entrena tras el retorno a los campos por la desescalada. EFE

La ausencia de la 'Champions' y ganar la partida a la Premier

Para Javier Tebas, el retorno de la Liga Santander cuanto antes no solo es una cuestión económica sino también de prestigio. Está previsto que la Bundesliga alemana arranque este fin de semana, el 16 de mayo, mientras que la liga italiana no tiene fecha de retorno, solo fijado un día en el que debe haber terminado, el 2 de agosto. Pero con la que la liga española se juega el trono simbólico de mejor liga del mundo es con la Premier League, que baraja volver entre el 8 y el 12 de junio.

La fecha en Inglaterra, no obstante, no está cerrada, y además Reino Unido va algo por detrás de España en la lucha contra la Covid-19, porqué el brote llegó más tarde, por lo que no es descabellado pensar que La Liga retome antes los partidos, lo que le daría ventaja en cuota de pantalla a nivel europeo y mundial. Además, tiene más emoción, pues Barça y Madrid se llevan solo dos puntos, mientras que el Liverpool, líder en la Premier, aventaja en 25 puntos al segundo, el Manchester City.

El factor que termina de dar forma a los deseos del dueño del fútbol español es que la UEFA no tiene por ahora planes para el retorno de la Liga de Campeones, la competición reina del fútbol de clubes. Tiene que conjurar muchos intereses y evaluar muchos riesgos, por lo que no hay fechas, y los calendarios de las distintas ligas nacionales no dejan hueco para la Champions. Ante esta ausencia, Tebas quiere ganar la batalla y que La Liga sea la competición que reine en los próximos meses, con toda la afición mundial hambrienta de fútbol y con poco más que hacer que ver la televisión.


Si le ha interesado esta información, únase a nuestro canal de Telegram para recibir toda las novedades nacionales e internacionales que publicamos sobre el coronavirus: https://t.me/economiadigital_es

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad