BBVA finaliza la integración de Unnim

stop

FIN DE LAS CAJAS

23 de mayo de 2013 (21:29 CET)

Operación cerrada. El BBVA unificará este fin de semana su red en Catalunya, con lo que finaliza la la integración de Unnim Banc, las antiguas cajas de Sabadell, Terrassa y Manlleu, que se fusionaron bajo esa marca. La escritura de integración ya ha sido inscrita en el Registro Mercantil de Vizcaya. Por tanto, la marca que operará en las distintas localidades catalanas será la del BBVA.  

El proceso se cierra con la integración de la plataforma informática de Unnim en los sistemas de BBVA, que se realizará desde este viernes 24 al 26 de mayo, y el día 27 ya estará unificada la imagen y funcionamiento de la red de oficinas en Catalunya. Es el punto y final a un proceso que se inició el 27 de julio de 2012, con la compra de la entidad.

Beneficios tras la integración

El banco, que preside Francisco González, ha comunicado a la CNMV, que, a raíz de la fusión, todas las emisiones realizadas por Unnim y sus filiales de participaciones preferentes y obligaciones subordinadas perpetuas retoman el pago de la remuneración, ya que la entidad ha vuelto a beneficios al integrarse en el banco.

La integración de las redes se ha realizado tras el acuerdo laboral con la plantilla de Unnim y el convenio de colaboración con la obra social de Unnim Caixa.

El Grupo BBVA en Catalunya, por tanto, contará desde el lunes con una única red de 843 oficinas que operará bajo la marca BBVA y que dará servicio a más de dos millones de clientes.

Primera entidad en banca corporativa

Con esa operación, el BBVA ha conseguido un salto importante en Catalunya, y será, a partir de ahora, la primera entidad financiera en la comunidad en el negocio de instituciones, banca corporativa y grandes empresas, y tercera entidad en banca de particulares, negocios y pequeñas y medianas empresas.

Toda esa integración implica el cierre de 91 oficinas, tanto de Unnim como del BBVA, aunque no se reducirá la plantilla.
Estas clausuras responden al mandato de Bruselas de reducir la red del grupo resultante tras la fusión de Unnim en BBVA, y sigue la tendencia de contar con oficinas más grandes para atender a los clientes, que en el caso de los cierres contarán con otra sucursal cercana.

La obra social

¿Y qué pasa con la fundación de Unnim? Como estaba previsto, ha culminado su transformación en una fundación especial, que llevará el nombre de Fundació Especial Antigues Caixes Catalanes de Manlleu, Sabadell y Terrassa y que actuará en Catalunya. Contará, a su vez, con tres fundaciones territoriales circunscritas principalmente a la zona de origen de cada una de las tres cajas.

En el primer año de colaboración --de octubre de 2012 a septiembre de 2013-- cuenta con una aportación por parte de BBVA de 2,2 millones de euros para las actividades propias de obra social.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad