Costas gana: el Círculo de Economía advierte de que una mayoría absoluta de Mas no justificará saltarse la legalidad

stop

POSICIONAMIENTO EMPRESARIAL

Manel Manchón

El presidente de la Generalitat, Artur Mas (izquierda), con el presidente del Círculo de Economía, Antón Costas / EFE
El presidente de la Generalitat, Artur Mas (izquierda), con el presidente del Círculo de Economía, Antón Costas / EFE

Barcelona, 16 de septiembre de 2015 (12:25 CET)

El Círculo de Economía, el lobby económico que preside el catedrático Antón Costas, se ha definido antes del 27S. Lo lleva haciendo desde el inicio del proceso soberanista. Y, pese a las diferencias internas a la hora de elaborar un documento ante el 27S, con dos polos distintos, el encabezado por el empresario soberanista Artur Carulla (Agrolimen) y el propio Costas, ha sido el presidente del Círculo que ha logrado impulsar el principal mensaje del organismo: que la posible mayoría absoluta de la lista independentista Junts pel Si, en la que figura Artur Mas de número cuatro, no justificará ningún cambio en el status jurídico entre Cataluña y el resto de España.

Hay matices, como siempre. Los empresarios y directivos que forman parte de la Junta del Círculo, son un espejo de la sociedad catalana, con temores, con afirmaciones contundentes, con retrocesos, con una nueva reflexión....Pero los principios que desea defender se han fijado en el documento final, que consta de cuatro puntos.

No a los cambios estructurales tras el 27S

En el primero se deja claro que no se puede hacer cualquier cosa a pesar de lograr una mayoría absoluta, una idea que defiende con convicción Antón Costas desde hace meses. 

 "El uso político de la mayoría tiene que ser compatible con el respeto a la pluralidad social y a las reglas del Estado de Derecho. En este sentido, una cosa es salir reforzado de unas elecciones y otra muy distinta dar pasos que no respeten esos principios. Creemos firmemente que cualquier cambio estructural –y la independencia sería la máxima expresión-- requiere una mayoría cualificada que en ningún caso puede desprenderse de unas elecciones como éstas, sino de la legitimidad de una consulta legal, acordada y bien informada", reza el documento. 

Más claro el agua. Pese a ello, y dejando evidente que el Círculo siempre ha sido una institución transversal, con un acento en muchas ocasiones más académico que puramente empresarial, el documento también señala que las cosas tampoco pueden quedar igual, en el caso de que los partidos partidarios del no a la independencia ganaran las elecciones, y eso se refleja en un segundo punto.

Cambios, negociados, pase lo que pase

Se trata de una apuesta por la legalidad, que quiere respetar también el mandato democrático de una victoria en las urnas.

Y, por tanto, se pide a todas las partes que busquen el diálogo y que encuentren una salida. Para el Círculo, pase lo que pase, en Cataluña seguirá existiendo un deseo mayoritario de mejora del autogobierno, de cambio en el modelo de financiación y de reconocimiento de su personalidad. Y esto "no implica privilegios en perjuicio del resto de españoles".

Por ello, en el tercer punto se insiste en ese respeto de la legalidad, y del principio democrático, que deberá llevar a los poderes públicos a "encontrar los cauces legales adecuados para canalizar las aspiraciones de cambio existentes en la sociedad".


Una consulta real, amparada en la legalidad

Por último, y, tal vez, evidenciando que ese es el objetivo real de Artur Mas, aunque ahora no lo quiera afirmar, en plena campaña electoral, el Círculo apuesta por una consulta legal si Junts pel Si obtiene una mayoría absoluta.

"Si de forma clara los ciudadanos de Cataluña diesen su apoyo a formaciones políticas que llevan en su programa la opción de la independencia, el principio democrático de nuestra Constitución obligaría a los poderes públicos a encontrar una vía legal y acordada que permitiese celebrar una consulta específica para conocer el sentir preciso de los ciudadanos respecto al encaje de Cataluña en España. Creemos que, de darse esas circunstancias, y de acuerdo con lo que ha señalado el propio Tribunal Constitucional, hay vías legales para introducir en nuestro ordenamiento una norma de claridad de este tipo".

Aquí Costas y una parte de la Junta sí han accedido a suprimir la idea de que ese apoyo tuviera que ser "reiterado" en el tiempo, dejando claro que esa expresión se conocerá ya, este 27S.

El Círculo insiste, por tanto, en la vía del diálogo y del acuerdo. Y lo que deja claro con contundencia es que la mayoría absoluta de Junts pel Si no legitimaría ningún inicio de la hoja de ruta hacia la independencia, lo que choca con claridad con lo que Mas y el presidente de ERC, Oriol Junqueras, están diciendo, como mínimo, en público.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad