Fachada del Tribunal Supremo, que el 5 de noviembre comunicó su decisión con respecto al impuesto de las hipotecas. Foto: EFE/JL

El TS aplaza su decisión sobre el impuesto de las hipotecas

stop

El Tribunal Supremo concluye la reunión de este lunes sin acuerdo formal sobre quién debe pagar el impuesto de las hipotecas

Economía Digital

Fachada del Tribunal Supremo, que el 5 de noviembre comunicó su decisión con respecto al impuesto de las hipotecas. Foto: EFE/JL

Barcelona, 05 de noviembre de 2018 (19:48 CET)

El Tribunal Supremo concluye la reunión de este lunes sin acuerdo formal sobre quién debe pagar el impuesto de las hipotecas y reanudará los trabajos mañana, martes, a partir de las 10.00h de la mañana.

Hasta 28 magistrados del Supremo, de los 31 que forman el pleno, han permanecido reunidos desde las 10.00h de la mañana de este lunes y con un receso al mediodía para resolver el conflicto que se inició hace un par de semanas. 

De los tres ausentes, uno se ha excusado por encontrarse de viaje, otro por presidir la Junta Electoral Central y el tercero ha alegado motivos personales.

Por todo ello, la Sala de lo Contencioso-administrativo del Tribunal Supremo concluirá mañana, martes, la reunión sobre la decisión definitiva de quién debe pagar el impuesto de las hipotecas.

Será entonces cuando las personas que están pendientes de firmar una hipoteca o los que lo hicieron a partir de 2014 sepan si son ellos o los bancos los que deben pagar dichos impuestos, después de que el pasado 18 de octubre el Tribunal Supremo atribuyera la responsabilidad a la banca y no al cliente particular, para que un día más tarde, el 19 de octubre, se optara por someter a revisión este criterio establecido. 

Qué puede decidirse mañana

Ante tanta expectación, los expertos dibujan tres escenarios. El primero, el más posible, es que el pleno de la sala confirme la sentencia del 18 de octubre. Su probabilidad es alta porque con posterioridad al revuelo generado se dictaron dos sentencias confirmando el criterio de la primera sentencia. Este escenario es, a priori, el más ventajoso para los intereses del hipotecado, aunque deba analizarse otros aspectos como la retroactividad de la sentencia o si los bancos trasladarán el coste a futuras hipotecas.  

La segunda poibilidad es la opuesta, es decir, que el Pleno de la Sala contradiga la sentencia del pasado 18 de octubre. Esta decisión supondría tumbar el criterio jurisprudencial sentado por la Sección Segunda de la Sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Supremo, en el que se afirmaba que el responsable de pagar este tributo eran los bancos y no el cliente.

Existe una hipótesis final, más inverosímil, que contempla que el Pleno de la Sala de lo Contencioso Administrativo no llegue a un acuerdo. Este escenario, que podría llegar a producirse por discrepancias jurídicas, obligaría a analizar nuevas cuestiones no tomadas en consideración o planteadas de nuevo en la deliberación del Pleno.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad