El presidente de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri. La entidad es una de las más afectadas por la posibilidad de tener que pagar el impuesto de las hipotecas. Foto: EFE/EUA

Caos en la banca por los impuestos de sus últimas hipotecas

stop

Las entidades reaccionan de forma dispar tras el lío judicial en el Supremo por los impuestos de las escrituras

David Placer

Economía Digital

El presidente de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri. La entidad es una de las más afectadas por la posibilidad de tener que pagar el impuesto de las hipotecas. Foto: EFE/EUA

Madrid, 04 de noviembre de 2018 (04:55 CET)

La banca española está sumida en el caos por la decisión del Tribunal Supremo  de cargar a las entidades financieras el pago de las escrituras de la hipoteca. A la espera de la decisión definitiva que adoptará el pleno el próximo lunes, los firmantes de hipoteca de los últimos días en España han sido sometidos a procesos completamente contrarios.

Un cliente de Bankia que formalizó una hipoteca esta semana, tuvo que firmar unas escrituras con un apartado peculiar. El notario hizo constar que en el caso de que el Tribunal Supremo dictaminase que el impuesto y los gastos lo debe asumir la banca, el firmante quedará exento del pago, según pudo saber este diario. Se trata de un caso singular. El cliente podría ser uno de los primeros hipotecados en España que se libra directamente del pago sin pasar por los tribunales.

Pero el trato de la banca a los últimos firmantes no siempre ha sido igual. Un par de clientes tuvo que firmar, en un manuscrito, que se comprometían a asumir los impuestos para no perder las condiciones que ya habían sido pactadas con la banca antes de la última sentencia del Tribunal Supremo.

Retrasos con el Fiper

Los usuarios que están en proceso de negociación de sus condiciones hipotecarias podrían ser los más perjudicados del proceso. “Todo iba muy rápido hasta que tenían que mandarme las condiciones, el famoso Fiper. Entonces el proceso se ha dilatado y no me dan respuesta. En la inmobiliaria me explican que está pasando algo similar en el resto de bancos. Todo apunta a que quieren dilatar el proceso para esperar la decisión final del Supremo y tomar decisiones”, explica un cliente en proceso de firmar una hipoteca con Bankia.

La patronal de la banca, representada por al Asociación Española de Banca (AEB), ha reconocido que la firma de hipotecas se ha frenado en las últimas semanas. Las entidades financieras aún no han definido estrategia comercial ni condiciones para hacer frente a la competencia.

¿Deberán asumir los gastos sin repercutirlos al cliente? ¿Es necesario endurecer las condiciones y establecer algunos impuestos como el de apertura para compensar el aumento de costes?

El presidente de la asociación, José María Roldán, ha reconocido que probablemente la banca terminará repercutiendo el coste a los clientes. “La banca es como cualquier otra industria. te aumentan los costes y debes ver si vendes al mismo precio. Da igual si es un producto bancario, una silla o un micrófono. Dependerá de la política comercial de cada entidad y del grado de competencia del sector que sigue siendo importante”, ha explicado en declaraciones a la cadena Ser.

Cambios de criterio, también en la banca

La banca también ha ido modificando y afinando criterios. En un principio, la patronal aseguró que se trataba de un problema de las comunidades autónomas, pero, rápidamente, se dio cuenta del error. Si las comunidades autónomas devuelven los impuestos a los contribuyentes de forma directa, tendría que hacerlo de forma automática a todos los hipotecados.

De esta forma, las entidades deberían pagar el 100% de los casos. En cambio, si los clientes deben ir a juicio para pedir a los bancos la devolución del impuesto, se calcula que un alto porcentaje de afectados no acudirá a los tribunales. Las firmas de abogados que litigian en causas masivas estiman que sólo el 20% de los clientes van a juicio para reclamar las cantidades pagadas de más, según explica Patricia Suárez, presidenta de la asociación de usuarios financieros, Asufin, que ya ha ofrecido iniciar los juicios de forma gratuita y cobrar sólo un porcentaje de los casos de éxito.

El Tribunal Supremo decidirá este lunes si ratifica las sentencias anteriores (que eximen a los consumidores de pagar estos impuestos) y si lo hace de forma retroactiva. Si la interpretación judicial apunta a un máximo de cuatro años para reclamar, cada día que pasa, mil españoles pierden la oportunidad de hacerlo.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad