Pablo Iglesias y Quim Torra, este lunes en el Palau de la Generalitat. EFE/Andreu Dalmau

Pablo Iglesias se alinea con Quim Torra: reclama acercar los presos

stop

Iglesias escenifica en su primera reunión con Torra el punto de partida de la alianza que el soberanismo buscaba con Podemos y los comunes

Barcelona, 25 de junio de 2018 (15:03 CET)

Si el peso de los gestos es siempre sustancial en política, más aún en el actual momento político, sea en Cataluña o en el conjunto de España. De la reunión celebrada este lunes entre el presidente de la Generalitat, Quim Torra, y el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, no ha surgido ningún anuncio espectacular, pero sí la constatación de que la formación morada está dispuesta a engrasar las conversaciones que Torra y el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, tienen previsto iniciar con una primera reunión el 9 de julio.

Iglesias, de entrada, se ha alineado con la reclamación, clamada siempre sotto voce, nunca admitida como tal por parte del Govern, de que los líderes independentistas encarcelados sean trasladados a cárceles catalanas. Iglesias ha considerado que el acercamiento de los presos sería "muy importante como primera medida" de cara a iniciar un "diálogo" que debería ser el "vehículo" que a partir de ahora marcara el nuevo escenario político.

Puestos a buscar un vínculo que justifique la entente con el independentismo, Iglesias se ha remitido a los "valores republicanos"

Iglesias, que ha insistido en su simpatía respecto de la reclamación del derecho de autodeterminación, se ha ofrecido a "contribuir a la distensión" y ejercer de puente entre Torra y Sánchez, y le ha puesto al president una única condición: que no cierre la puerta al diálogo por la posición contraria del PSOE al derecho a decidir. "El diálogo implica hablar con quien no piensa como tú", ha dicho.

Puestos a buscar un vínculo ideológico que justifique la entente con el independentismo, Iglesias se ha remitido a los "valores republicanos" que su formación, ha dicho, comparte con los partidos que integran el gobierno catalán, Junts per Catalunya (JpP) y ERC.

"Buscar puentes"

La portavoz del Govern, Elsa Artadi, ha situado el encuentro como el punto de partida de una "relación estable" entre el Govern, Podemos y Catalunya En Comú Podem (CECP), cuyo líder, Xavier Domènech, ha participado junto con Artadi en la última parte de un encuentro que se ha prolongado casi hora y media.

No se trata de un vínculo formalizado, ha dicho Artadi, pero  sí de "buscar puentes" y mejorar "la fluidez de la relación entre fuerzas parlamentarias". Una entente que Pdecat y ERC ya hace tiempo que buscan, y que la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, también ha contribuido a cocinar. No en vano, el Ayuntamiento de Barcelona ha sido clave, ha explicado iglesias, para cerrar su encuentro con Torra, el primero que el president mantiene con el líder de un partido de ámbito nacional.

Los equilibrios de fuerzas en el Parlament y el Congreso sitúan a Podemos y Catalunya en Comú Podem como piezas clave

Los equilibrios de fuerzas en el Parlament y el Congreso, con JpC y ERC sin fuerza suficiente para ser autónomos en la cámara catalana y con Sánchez en franca minoría en las Cortes, sitúan a Podemos y CECP como piezas clave tanto para el Govern como para el Gobierno, y, por tanto, en una posición ideal para ejercer de facilitadores entre ambos ejecutivos y asumir así una centralidad y un protagonismo que Iglesias quiere aprovechar.

Al inicio de la reunión, Iglesias le ha regalado a Torra un ejemplar de ¿Qué pasa en Cataluña?, el libro que recopila la serie de reportajes que con el mismo título publicó el periodista Manuel Chaves Nogales en los años 30 en el diario Ahora. El presidente catalán, por su parte, ha entregado al líder de Podemos una litografia del artista Jesús Galdón inspirada en la placa que la Generalitat instaló el año pasado en el Muro de los Estados del antiguo campo de exterminio de Mauthausen.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad