Mena cede a la presión sindical

stop

El 'conseller' manda al secretario general de Empresa i Ocupació, Enric Colet, a escuchar la reivindicaciones del comité de empresa de Yamaha

Francesc Xavier Mena

20 de septiembre de 2011 (19:19 CET)

Rectificar es de sabios. El conseller de Empresa i Ocupació de Catalunya, Francesc Xavier Mena, ha hecho del dicho su lema personal y, una vez más, su departamento cambia de estrategia en la negociación de un conflicto. Este martes ha dado marcha atrás ante el comité de empresa de Yamaha, que protestaba delante de la sede central del departamento porque el político había declinado sentarse a hablar con ellos sobre el futuro de la factoría de Palau-solità i Plegamans.

La concentración ha tenido su efecto en el despacho del Passeig de Gràcia y Mena ha decidido recibir a los representantes sindicales para tranquilizarles y asegurarles que la Generalitat está a su lado para “garantizar una alternativa de continuidad de las instalaciones y de los puestos de trabajo”, tal como afirman desde CCOO, organización de referencia en la empresa. Aunque él no los ha recibido, ha sido el secretario general, Enric Colet.

Tampoco fue el político quien negara sentarse en primera instancia con el comité. En este caso, Mena dejó la contestación en manos del director general de Relacions Laborals, Ramon Bonastre.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad