Obama y Castro se conjuran para avanzar "en el respeto mutuo"

stop

NUEVO ESCENARIO DIPLOMÁTICO

Redacción

Raúl Castro (i) y Barack Obama, durante la reunión que mantuvieron en abril del pasado año en panamá durante la Cumbre de las Américas / EFE
Raúl Castro (i) y Barack Obama, durante la reunión que mantuvieron en abril del pasado año en panamá durante la Cumbre de las Américas / EFE

en Barcelona, 11 de abril de 2015 (19:13 CET)

El presidente de EEUU, Barack Obama, y el de Cuba, Raúl Castro, se han conjurado el sábado para seguir avanzando en la apertura diplomática entre ambos países. En una reunión histórica en el marco de la VII Cumbre de las Américas de Panamá, los dos mandatarios han prometido seguir explorando la incipiente buena relación entre las dos naciones.

Antes, Obama ha anunciado que su país "mirará al futuro" en su relación con Cuba y el resto de América Latina. Tras admitir "errores" en la política exterior estadounidense en el pasado, ha señalado que EEUU "no será prisionero" de otros tiempos.

Hablando en la primera sesión plenaria de la Cumbre, Obama ha manifestado que buscará el avance con Cuba con base a "valores universales comunes". El trabajo común, ha añadido, deberá hacerse "independientemente de la ideología".

En el plano económico, el mandatario ha calificado el momento de "histórico", y ha avanzado que la libertad de viajar a la isla abre un océano de posibilidades. "Ahora, son más los norteamericanos que podrán trasladarse a Cuba, con más comercio y con, potencialmente, más oportunidades y recursos para el pueblo cubano", ha recordado.

Errores

En una respuesta temperada a la acusación del presidente de Ecuador, Rafael Correa, de "injerencia", Obama ha admitido que EEUU adolece de "capítulos oscuros en su historia en los que no se han cumplido los principios fundacionales del país". La primera potencia mundial, ha añadido, "no reivindica la perfección", pero sí persigue "la idea apropiada".

El carismático jefe de Estado, sin embargo, ha advertido que "se usa a EEUU como una excusa para esconder problemas domésticos". En una referencia explícita a Correa, Obama ha indicado que "no creo que alguien pueda decidir que existe mala prensa porque sea crítica con uno".

"Obama no es culpable"

El guante de seda del presidente de EEUU ya había sido recogido por Raúl Castro. El presidente del Consejo de Estado de Cuba ha manifestado que Obama "no es culpable del bloqueo económico" ni de la política exterior que han desarrollado los diez presidentes que le han precedido.

En la primera intervención que un presidente cubano hace en la Cumbre, Castro se ha disculpado ante el mandatario --a quien ha tildado de "honesto"-- por su propia "pasión a la hora de defender la revolución".

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad