Ardian coloca al ex consejero Mena en los túneles de Vallvidrera y Cadí

stop

Infraestructuras

Xavier Alegret

Francesc Xavier Mena, presidente de Túnels de Barcelona i Cadí, cuando era 'conseller' de la Generalitat / EFE
Francesc Xavier Mena, presidente de Túnels de Barcelona i Cadí, cuando era 'conseller' de la Generalitat / EFE

en Barcelona, 28 de julio de 2015 (10:41 CET)

Aunque la Generalitat adjudicó Túnels de Barcelona i Cadí en diciembre de 2012, hasta el pasado mes de mayo la Unión Europea no autorizó la operación. Así, por fin, Abertis, compañía que gestionará los túneles de Vallvidrera y el Cadí durante los próximos 25 años, y su socio Ardian han podido tomar el control de la compañía y realizar los primeros nombramientos. El más llamativo, el del presidente de la sociedad, que es el ex consejero de Empresa y Empleo de la Generalitat Francesc Xavier Mena.

Mena ha sido nombrado a propuesta de Ardian, según han explicado fuentes de Abertis, ya que el fondo de inversión francés tiene la mayoría en el consejo de administración aunque el grupo catalán de infraestructuras es quien se ocupa de la gestión.

La salida de BTG Pactual

Túnels de Barcelona i Cadí fue adjudicada el 5 de diciembre de 2012 a Invicat, sociedad participada en un 65% por el fondo brasileño BTG Pactual, habitual en las concesiones en Cataluña, y en un 35% por Abertis, que desempeña el papel de socio industrial. El coste de la concesión fue de 430 millones de euros, de los que la sociedad desembolsó 310 millones en el momento de la firma del contrato

Abertis ha tomado ya la gestión de los túneles aunque ha cambiado de socio. En 2014, BTG Pactual, socio de Acciona en ATLL, la adjudicación más polémica de los gobiernos de Mas, vendió su 65% a Ardian. Túnels de Barcelona i Cadí gestiona 10 kilómetros de túneles y un total de 41 kilómetros de vía en Barcelona (túnel de Vallvidrera) y en Girona (túnel del Cadí).

Después de las elecciones

La adjudicación se realizó sólo 10 días después de las últimas elecciones catalanas, que se celebraron el 25 de noviembre de 2012. Hasta entonces, Mena era el consejero de Empresa y Empleo, aunque después de las elecciones fue Felip Puig quien ocupó dicha cartera.

Mena era profesor de la escuela de negocios Esade cuando Artur Mas lo reclutó después de ganar sus primeras elecciones, en diciembre de 2010, para el Govern dels millors. Sin embargo, su paso por la administración tuvo más sombras que luces y fue muy criticado por los agentes sociales. Después de las elecciones de 2012, él y buena parte de su equipo quedaron relegados. Mena volvió a Esade, donde es profesor del departamento de Economía, Finanzas y Contabilidad.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad