En la imagen, la planta de Seat en Martorell (Barcelona). EFE/Marta Pérez

Audi frena la fábrica de Seat Martorell en su mejor momento

stop

El fabricante español estudia la creación de un tercer turno en la línea del León que supondría la contratación de más de 300 personas

Barcelona, 11 de marzo de 2019 (04:55 CET)

Seat es el fabricante de coches que más crece de toda Europa. “Acabamos de lanzar el mejor producto de nuestra historia”, celebraba hace algunos días su presidente, Luca de Meo. Si bien el panorama es esperanzador, el fabricante tiene una piedra en el zapato en su cuartel general, la planta de Martorell: las cifras de producción de 2019 pintan a récord, pero el Audi A1 no funciona como se esperaba.

Fuentes sindicales explican que la producción prevista del modelo se ha reducido en más de 12.000 unidades por la falta de motores. De este modo, los 110.00 vehículos proyectados se quedarán en 98.000. Las cifras no son definitiva, por lo que la caída podría ser incluso mayor.

"La escasez de motores con homologación WLTP hace que Audi prefiera destinarlos a los modelos con más margen", lamentan las mismas voces.

Además, las ventas del automóvil no avanzan según lo esperado debido al nuevo rumbo del mercado, enfocado hacia los SUV. Si bien desde el grupo se confía en un repunte, en 2018 sólo se vendieron 72.634 Audi A1 en Europa; el 13,6% menos que el año anterior y casi el 25% menos que en 2016.

Por ello, Seat valora si cancelar uno de los dos turnos en los que ahora se fabrica el vehículo. Por el momento se realizará de forma temporal por la nueva estructura de vacaciones que permitirá a la fábrica no cerrar en agosto y tratar de alcanzar así los 550.000 coches puestos al mercado. El anterior récord son los 516.146 automóviles sacados a la carretera en el 2000.

Desde la empresa recuerdan que la fábrica está ahora al 95% de su capacidad y relativizan el impacto del descenso.

Seat estudia nuevas contrataciones

El devenir del turismo marcará si la instalación se plantea nuevas contrataciones. Con alrededor de 12.000 trabajadores en la instalación, Seat estudia contratar entre 350 y 400 personas a partir de septiembre con la entrada del nuevo Seat León, explican desde el comité de empresa.

La medida supondría contratar de forma directa a empleados que ahora tienen relación con la marca a través de empresas de trabajo temporal. Llegarían para cubrir la creación de un tercer turno de fabricación del modelo.

La cifra, no confirmada por la empresa, está supeditada al avance de los otros vehículos de la instalación y mientras la línea 1 --en la que se ensamblan el Seat Arona y el Seat Ibiza-- va al máximo, los problemas del Audi A1 podrían provocar que se cancelara el procedimiento.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad