Una de las clínicas estéticas de Hedonai.

La justicia investiga si se saqueó Hedonai

stop

Un proveedor de las clínicas de estética Hedonai acusa a la cúpula de evadir el embargo de los juzgados

Madrid, 23 de octubre de 2017 (04:55 CET)

El proveedor de limpieza de la red de clínicas estéticas Hedonai se ha querellado contra la empresa por un presunto desvío de dinero para evitar el embargo de los juzgados ante los reclamos de los acreedores de la compañía que se encuentra en concurso de acreedores.

El juzgado de instrucción número 31 de Madrid ha admitido a trámite una querella de Limpiezas Antón SL, la compañía encargada de la limpieza de la red de clínicas Hedonai, con una importante presencia en los centros de El Corte Inglés.

La compañía pidió el embargo de las cuentas de Hedonai al entender que la actividad empresarial de la red de clínicas sigue siendo rentable y que la compañía desatendió de forma deliberada el embargo de los juzgados.

La empresa de limpieza apunta al empresario mexicano Estanislao Martínez y al directivo de la compañía, Francisco Sanz, han creado un entramado ilegal para evadir el dictamen de los juzgados.

“Con la finalidad de impedir el embargo de los saldos en cuenta corriente de Hedonai Estética Integral, S.L.U., y disponer libremente de los recursos líquidos de esta, los querellados Martínez y Sanz crearon un circuito financiero paralelo que permitía, entre otros objetivos ilícitos y prohibidos, eludir la efectividad del embargo trabado por el Juzgado de Primera Instancia en la ejecución dineraria despachada a instancias del querellante”, explica la compañía de limpieza en la querella presentada en los juzgados.

Con más de 400 trabajadores, Hedonai es una red de clínicas de belleza con servicios de depilación láser que entró en concurso de acreedores a principios de año y cuya unidad productiva ha sido vendida al fondo Sherpa. El dueño de la empresa, Estanislao Martínez, pidió la liquidación de la compañía y encendió a los accionistas minoritarios y proveedores al haber cerrado la puerta al reflote de la compañía.

Hedonai asegura que no puede pronunciarse públicamente en el conflicto por encontrarse en concurso de acreedores. La compañía asegura que no tiene constancia de ninguna querella pero considera que ha actuado "diligentemente y dentro de la legalidad" y advierte que "se defenderá de cualquier difamación, calumna o mentira".

La condena judicial

La empresa de limpieza llevó al juzgado a Hedonai antes de su concurso de acreedores por impagos reiterados. La compañía de limpieza ganó el juicio en el juzgado de primera instancia número 11 de Valladolid que obligó a Hedonai a pagar los retrasos por 140.000 euros más intereses.

Al no pagar, el juzgados acordaron embargar las cuentas de la compañía, pero –según los querellantes— desvió fondos a la empresa matriz, Vousse, cotizada en el Mercado Alternativo Bursátil, MAB.

El propósito era “distraer la totalidad de la recaudación de los centros Hedonai, tanto si se producía en efectivo como mediante tarjetas de crédito y débito, cediéndola a Vousse Clínicas Médico Estéticas, S.L. y gestionando la tesorería desde cuentas abiertas a nombre de esta sociedad, inmune a la acción ejecutiva contra la titular real de los fondos”, según la querella.

El juzgado de instrucción de Madrid ha solicitado al banco Caixa Geral las cuentas de la compañía para comprobar si ha habido el desvío de fondos denunciado por la empresa de limpieza. 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad