Los dueños de Nutrexpa inician su segregación en dos empresas

stop

COMPENSAR PÉRDIDAS

Cristina Farrés

Los dos directores generales de la Nutrexpa segregada, Fabrice Ducceschi (galletas) y Ricardo Anmella (cacao)
Los dos directores generales de la Nutrexpa segregada, Fabrice Ducceschi (galletas) y Ricardo Anmella (cacao)

Barcelona, 13 de diciembre de 2014 (00:00 CET)

La maquinaria para dividir al gigante de la alimentación española Nutrexpa en dos compañías se ha puesto en marcha. Las familias Ventura y Ferrero anunciaron el pasado junio cómo se dividirían el grupo para facilitar el relevo generacional. Seis meses después, han iniciado formalmente el proceso con la inyección de 35 millones en el capital social de su matriz.

Fuentes cercanas al grupo insisten en que se trata de una simple "capitalización de reservas" que se enmarca en las "múltiples operaciones que se realizan en el marco de la segregación".

Pérdidas por la crisis de consumo

La ampliación de capital era básica antes de dividir la sociedad, indican otros interlocutores del sector. Las pérdidas que ha sufrido el grupo habían rebajado los recursos propios de la compañía hasta los 625.000 euros, la última cifra que consta en el Registro Mercantil.

Nutrexpa ha sufrido por la crisis del consumo y el auge de la marca blanca. Sus dueños han conocido los números rojos. A todo ello, se le ha sumado la subida de precios de sus materias primas, especialmente el cacao, y la fortaleza del euro. El impacto en sus cuentas explica que los recursos propios quedaran al mínimo.

El activo más valioso de la compañía son las marcas que controla. Ambas familias son los propietarios de firmas tan interiorizadas por los consumidores españoles como Nocilla, La Piara o Cola Cao.

Reparto del negocio

Los dueños del grupo de alimentación anunciaron en julio que Javier Ventura, el aún presidente de Nutrexpa, se quedaría con la división de galletas y desayunos. Sus primos hermanos, los hermanos Ferrero (Ignacio, Javier, Antonio y Núria) controlarán el negocio del cacao cuando termine la segregación.

Ambas familias no han querido desvelar el calendario de la operación.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad