Los Ventura y los Ferrero se reparten definitivamente Nutrexpa

stop

Las dos familias que compartían el accionariado al 50% segregan el negocio entre productos derivados del cacao y galletas

Los dos directores generales de la Nutrexpa segregada, Fabrice Ducceschi y Ricardo Anmella | ED

19 de junio de 2014 (17:36 CET)

El gran conglomerado alimentario Nutrexpa sufre un cambio radical. Las dos familias que se repartían el capital al 50%, los Ventura y los Ferrero, han decidido segregar el negocio por actividades.

La división de galletas, que controla marcas tan conocidas como Cuétara, Artiach, Phoskito, los patés La Piara, la miel Granja San Francisco o el caldo Aneto, pasará a manos del hasta ahora presidente del grupo, Javier Ventura Ferrero. Su primo hermano, Ignacio Ferrero Jordi, ha tomado el control del negocio de cacao. Los productos que forman parte de esta actividad también tienen un gran recorrido. Entre ellos, aparecen nombres como Cola Cao, Nocilla o Paladín.

Reparto de acciones y número de herederos

Los responsables de la multinacional aseguran en un comunicado a los medios que se separan para “apostar por la externalización” y para facilitar la “incorporación de la tercera generación de accionistas en los órganos de gobierno de cada empresa”. Esta era una de las principales preocupaciones de las familias, señalan fuentes conocedoras del relevo. De hecho, el reparto se preparaba desde hacía tiempo, añaden.

Tanto los Ventura como los Ferrero ostentaban el 50% del capital de Nutrexpa, pero el número de herederos es distinto en cada caso. La mitad de los títulos estaban en manos de Javier Ventura Ferrero desde 2007, cuando adquirió el 25% de la propiedad que ostentaba su hermano, José María, a cambio del control de laboratorios Ordesa (fabricante de las papillas Blevit). El también patrón de la fundación de La Caixa era el accionista mayoritario de la multinacional.

En el otro lado, la participación se reparte entre todos los hermanos Ferrero: Ignacio, Javier, Antonio y Núria, indican los mismos interlocutores. La cara visible de todos ellos es Ignacio, consejero de BBVA, el presidente histórico de Nutrexpa. Rigió la empresa durante 20 años hasta que cedió el testigo a Javier Ventura en 2009. En ese momento se decidió que el cargo sería rotativo cada cuatro años. El cambio en la dirección no llegó el ejercicio pasado porque se empezaba a preparar la segregación, que será efectiva el 1 de enero de 2015.

Continuidad

Ambas familias han afirmado que la división accionarial no afectará a la plantilla. Aseguran que el equipo humano de Nutrexpa se quedará tal cual y que los empleados se incorporarán a uno u otro grupo empresarial según la división por la que trabajen.

Incluso han nombrado ya a los directores generales de las nuevas sociedades. Fabrice Ducceschi asumirá el mando de galletas, que cuenta con seis factorías en España y una en Portugal. En cacao, el nuevo responsable ejecutivo será Ricardo Anmella. Dirigirá dos factorías en España y una en China.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad