Repsol prevé un segundo semestre positivo. El presidente de Repsol, Antoni Brufau, en un acto en Bolivia. EFE/MARTIN ALIPAZ

Repsol marca músculo en producción y márgenes

stop

Repsol anuncia que en el tercer trimestre produjo más de lo previsto y su margen por barril se disparó

Barcelona, 17 de octubre de 2017 (13:44 CET)

Repsol deja atrás las modestas cifras del primer semestre y, desde julio, incrementa sensiblemente la producción. Con el petróleo más caro dispara el margen de refino. Con ello, la compañía adelanta un segundo semestre de plena recuperación y confirma las previsiones de algunos analistas, que prevén una mejora del 50% de sus beneficios.

La petrolera que preside Antoni Brufau publicó este lunes al cierre de mercado sus producciones del tercer trimestre, como pequeño avance a lo que serán los resultados trimestrales, que anunciará el 3 de noviembre. La situación mejora claramente para Repsol, que ha pasado de producir por debajo de su objetivo a situarse ya sensiblemente por encima, mientras que el margen de refino también supera las previsiones.

Repsol produjo una media de 674.000 barriles de petróleo diarios durante el primer semestre, ligeramente por debajo de los 680.000 previstos para final de año. No obstante, en el tercer trimestre, la producción fue de 695.000, lo que deja la media anual ya por encima de la previsión.

Además, como todas las paradas programadas se llevaron a cabo en los primeros seis meses, se estima que la cifra de barriles diarios se mantendrá alta, aunque siempre puede haber fenómenos imprevistos.

Repsol se está ajustando para ser rentable con el Brent a 40 dólares, pero ya supera los 58 dólares

El incremento de la producción coincide con el encarecimiento del petróleo. En los primeros seis meses, trabajó con el brent a una media de 47,8 dólares el barril, mientras que en los últimos seis meses, el precio medio se incrementó hasta los 52,1 euros. Actualmente supera los 58 euros, por lo que la previsión para este trimestre también es de crecimiento.

Esta subida ha permitido a Repsol, que ajusta su estructura para ser rentable con el brent a 40 dólares, incrementar sensiblemente su margen de refino, que ha pasado de 5,6 dólares por barril hasta junio a siete dólares por barril en el tercer trimestre. El margen se expande el 37,3% durante el último año.

El último trimestre se ha visto impactado positivamente por varios factores: por un lado, por la ausencia de paradas programadas, que tampoco las hay previstas para lo que queda de año.

Por otro, por el incremento de producción en Libia y en Trinidad y Tobago, donde se ha iniciado el proyecto Juniper. Además, los huracanes en América han supuesto más trabajo para las refinerías europeas, lo que ha beneficiado a Repsol y las petroleras más concentradas en el viejo continente.

Repsol apunta a un 2017 en doble dígito

Estos indicadores hacen presagiar una mejora de los resultados de Repsol tanto en su negocio upstream (extracción y producción) como en el downstream, que incluye el refino. Gracias al plan de eficiencia, Repsol ganó el 65% más en el primer semestre pese a que la producción estuvo por debajo de la previsión, por lo que la subida de la producción, de los márgenes y del precio adelanta una segunda mitad de año positiva.

Ya en septiembre, los analistas de Bank of America Merrill Lynch revisaron al alza las previsiones de Repsol para fin de año. Según el banco estadounidense, la compañía española obtendrá un ebitda ajustado de 6.632 millones en 2017, el 51,6% más que en 2016, y el beneficio neto ajustado será de 2.445 millones, el 27% más.

Hemeroteca

Repsol (IBEX: REP)
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad