Botín piensa en Antonio Simões o Víctor Matarranz como nuevo CEO de Santander

Banco Santander busca sustituto para José Antonio Álvarez, según Bloomberg, después del fiasco con Andrea Orcel

La presidenta de Banco Santander, Ana Botín. EFE

La presidenta de Banco Santander, Ana Botín, ha emprendido una búsqueda para encontrar al sucesor del consejero delegado de la entidad financiera, José Antonio Álvarez. Después de que el directivo comunicase de forma interna su intención de renunciar al cargo, la presidenta del banco cántabro está buscando candidatos, tanto internos como externos para ocupar su puesto.

Entre los posibles candidatos dentro de la misma compañía para reemplazar a Álvarez, se encuentra el funcionario de HSBC Holdings Plc y actual jefe para Europa, Antonio Simões, y el jefe de gestión patrimonial, Víctor Matarranz.

Sin embargo, la búsqueda del nuevo consejero delegado de la entidad financiera se encuentra aún en las primeras etapas y podría prolongarse hasta un año, según fuentes mencionadas por Bloomberg.

Fichaje fallido de Andrea Orcel

Álvarez, que ocupa el puesto de consejero delegado desde 2014, se vio obligado a permanecer en su puesto como consejero delegado después de que Santander renegara abruptamente del nombramiento de Orcel, que actualmente ejerce como director general en UniCredit SpA.

La entidad financiera dio marcha atrás en este movimiento, tras la interposición de una demanda por parte del banquero italiano para reclamar que se declarase la validez del contrato del 24 de septiembre de 2018 y se condenase al banco a indemnizarle con 51 millones de euros, a pesar de que alegó que la carta de oferta que le envió no era un contrato válido.

Sucesión de los directivos de Banco Santander

Durante la presentación de resultados del año pasado, Botín aseguró que existen planes de sucesión para los cerca de 300 directivos, incluyendo Álvarez, que la entidad financiera tiene en todos los países en los que opera.

«Es una obligación, una responsabilidad, si le pasa algo mañana al consejero delegado o a mí, el consejo tiene que saber qué pasa», subrayó. Asimismo, explicó que la búsqueda de candidatos se lleva a cabo también con personas de fuera del banco, una política que se sigue en todos los países.

En este sentido, la presidenta del Banco Santander destacó que «300 personas», en alusión a los directivos de la compañía «tienen planes de sucesión con candidatos, inmediatamente, a dos, a tres años».

Por su parte Álvarez rechazó, hace algo más de dos semanas en la presentación de resultados correspondientes al primer trimestre de 2022, entrar en esta cuestión.

«No voy a entrar en estos temas, que se los dejo a ustedes», destacó, para luego concluir: «El día que me vaya lo sabrán ustedes, habrá un hecho relevante sin ninguna duda y lo sabrán al mismo tiempo».