Patrocinado por

Telefónica, Orange y Vodafone pierden 350M en ingresos desde 2017 por la guerra comercial

Las tres grandes compañías que dominan el sector menguaron su volumen de negocio en el mercado residencial (clientes particulares)

Sede de Telefónica. Foto: Archivo

El sector de las telecomunicaciones advierte desde hace años que en la industria se está destruyendo valor por la guerra de precios y ofertas comerciales sin tregua. Los datos publicados este jueves por la Comisión Nacional del Mercado de la Competencia (CNMC) lo demuestran: Telefónica, Orange y Vodafone, las tres grandes compañías en España, han perdido ya en ingresos residenciales cerca de 350 millones de euros desde 2017.

La facturación que se ha rebajado, de acuerdo a los datos del regulador de los mercados, no corresponde a los ingresos globales que las compañías anotan en sus balances, sino a aquellos que responden únicamente al mercado de clientes particulares. Se excluyen de la suma, por tanto, la actividad por la venta de terminales o los ingresos mayoristas.

Así, siguiendo la actualización de la información de la CNMC, Telefónica, el operador dominante, redujo en 68 millones su cifra de negocio en el mercado residencial; Vodafone se dejó 158 millones y Orange otros 125 millones. La evolución del negocio de los tres grandes del sector se puede ver al detalle en el siguiente gráfico.

El resultado de esta evolución se debe tanto a una pérdida de clientes en líneas móviles y banda ancha, pese a que Telefónica, Orange y Vodafone se han mantenido en sus posiciones como los tres operadores más fuertes. A ello se suma la reducción de los ingresos por usuario, cuyo descenso se ha producido por la guerra comercial entre compañías.

Las ofertas sin tregua desde las compañías rivales ha provocado que en muchos casos un cliente haya aceptado no irse de su compañía a cambio de pagar menos o recibir mejores prestaciones.

MásMóvil, la beneficiada

Por contra,  los ingresos de pequeños operadores como MásMóvil subieron, en claro contraste con la evolución de los operadores dominantes. La compañía amarilla avanzó en ingresos y clientes gracias a una estrategia apoyada en ofertas más sencillas, flexibles y, sobre todo, con precios más agresivos que la competencia.

Así, analizando los mismos datos durante el periodo 2017-2020, MásMóvil aumentó sus ingresos minoristas en aproximadamente 253 millones de euros. En 2017 ingresaba 263 millones de euros y a finales de 2020 cerraba el ejercicio con más de 516 millones.

El sector pierde casi el 30% de los ingresos minoristas en la última década

Analizando los datos agregados de todo el sector, que incluye a operadores más pequeños y a otros regionales como Euskaltel, el cálculo resultante es la pérdida de un tercio de los ingresos de los servicios minoristas en telecomunicaciones durante la última década.

De acuerdo con estos datos, cuya fuente también es la CNMC, los ingresos de los servicios minoristas en telecomunicaciones alcanzaron los 23.327,31 millones de euros a 31 de diciembre de 2020, en un año marcado por la pandemia del coronavirus. La cifra, sin embargo, está muy alejada de los 32.210,48 millones de euros registrados en 2010.