El Tesoro coloca 4.800 millones a pesar de la rebaja de la deuda de S&P

stop

FINANCIACIÓN DE LA DEUDA

Luis de Guindos, durante la reunión del Ecofin

16 de octubre de 2012 (11:48 CET)

El ministro de Economía, Luis de Guindos, había anunciado este fin de semana, desde Tokio, --en la asamblea del FMI--que el mercado había vuelto a interesarse por la deuda española. Y, pese a la rebaja de Standard and Poor's, que ha dejado la deuda al borde del bono basura, el Tesoro ha colocado este martes 4.800 millones de euros, 300 millones más de lo previsto, con una mayor demanda que en la anterior subasta y a un tipo de interés ligeramente inferior.

¿Son buenas noticias? La colocación del Tesoro en las últimas semanas responde a una tónica similar, que obedece al convencimiento de los mercados de que España acabará pidiendo el rescate a las autoridades europeas y al FMI. Pero, en todo caso, permite una financiación a corto del Tesoro español.

La financiación que aconseja el BCE


En concreto, el Tesoro ha colocado 3.400 millones en letras a 12 meses, con una demanda que ha superado en 2,7 veces lo finalmente colocado. En septiembre esa ratio fue de dos veces. El interés medio se ha moderado, pero muy ligeramente, y ha pasado del 2,835% al 2,823%.

En letras a 18 meses, el Tesoro ha adjudicado 1.460 millones, con una demanda de tres veces lo ofrecido. El interés medio se ha moderado también, y ha pasado del 3,07% de septiembre al 3,022%.

Esta colocación responde a los criterios del Banco Central Europeo, que facilitará también, si España pide el rescate, la financiación de la deuda a corto, a dos y a tres años, comprando bonos en el mercado secundario. Es, de hecho, una invitación a seguir profundizando en las reformas, exigiendo cambios rápidos, y permitiendo en esos periodos cortos, una financiación de la deuda más asequible.

Prueba de fuego

El jueves el Tesoro tiene otra cita más importante. Será en este caso una emisión de bonos y obligaciones en la que espera captar entre 3.500 millones y 4.500 millones. La subasta será de bonos con un cupón al 4%, y un vencimiento a 30 de julio de 2015. Otro tramo será para bonos con un cupón del 4,25% y con un vencimiento del 31 de octubre de 2016, y también intentará colocar obligaciones con un cupón del 5,85% y un vencimiento para el 31 de enero de 2022.

Se trata de un auténtico reto para el Tesoro, que afronta un mes de octubre muy importante, con el rescate inminente de España. En todo el mes deberá afrontar vencimientos por un valor de 26.351 millones de euros. Y en lo que queda de año deberá afrontar vencimientos por 34.661 millones de euros.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad