Fainé pactará con los sindicatos 2.000 prejubilaciones

stop

REESTRUCTURACIÓN

Juan María Nin y Isidro Fainé

24 de febrero de 2013 (21:03 CET)

La Caixa empieza este lunes a negociar con los sindicatos los términos de la reducción de la plantilla. En las conversaciones previas --de carácter informal--, el presidente del grupo, Isidro Fainé, se ha comprometido a limitar el impacto en 2.000 profesionales, que se prejubilarán. El resto de los trabajadores (94%) conservará su empleo, según fuentes de la representación laboral.

La medida nace de la crisis del sector y de la absorción en los últimos tiempos del grupo de cajas de ahorros formado por Banca Cívica, Caixa Girona y Banco de Valencia. Los trabajadores que superen los 58 años recibirán una oferta para abandonar el grupo. A la espera de que se pacten las condiciones finales, se pondrá sobre la mesa una indemnización equivalente a 30 días de salario por año trabajado.

Las condiciones

También una paga del 80% del salario base (sin complementos) que se percibirá hasta la edad efectiva de la prejubilación (63 años). La Caixa y los sindicatos --CCOO (50%), SECPB (30%), UGT (10%) y minoritarios-- darán continuidad a las condiciones que ya existen en el banco para la prejubilación.

El actual marco lo fija un documento que deberán renovar. Será la base de la negociación. No hay ninguna fecha límite. Fainé ha transmitido a los sindicatos que se tomará el tiempo necesario para rubricar el acuerdo.

Al final, el ERE


Una vez alcanzado el pacto, La Caixa presentará, según las intenciones iniciales y con el respaldo de los representantes de los trabajadores, un expediente de regulación de empleo (ERE). Fainé, históricamente, ha logrado el 100% de adhesión sindical en materia de prejubilaciones.

Tras la autorización del Ministerio de Empleo, se iniciará la reestructuración de la plantilla. La Caixa mantendrá vivo el plan de ajuste para que puedan acogerse quienes este año aún no cumplan los 58. La medida se empezará a aplicar, según estimaciones sindicales, a partir del segundo trimestre de este año.

Oficinas

La reducción de la plantilla permitirá a La Caixa desplegar el plan de eficiencia y limitar redundancias en la red de sucursales. La adquisición de Banca Cívica y de Banco de Valencia obliga a replantear el actual mapa de oficinas.

La apuesta por Internet del grupo financiero catalán ha permitido impulsar ese canal de relación con los clientes. El papel de las oficinas tiende a ser menor. Según datos de La Caixa, hasta el 80% de las operaciones más habituales se desarrollan telemáticamente.

Resultados


La nómina de La Caixa la componen 32.000 empleados. Tiene 6.100 oficinas en España. Los costes de explotación crecieron el 6,7%, hasta 3.500 millones, en 2012. El último ejercicio ganó un 80% menos: 220 millones.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad