Podcast
Podcast //

Messi se va, La Ricarda se queda (de momento)

En esta edición de La Plaza, Juan García debate junto a los analistas acerca de la ampliación del Aeropuerto de El Prat y la inyección de capitales que CVC ha hecho a La Liga

Al mundo le falta un tornillo cuando la ampliación de un aeropuerto provoca tanta oposición que hasta uno de los promotores se desdice 

¿Quién dice que en agosto no pasan cosas? Esta semana, el Govern ha llegado a un acuerdo con el Gobierno de Sánchez con Junts como protagonista, ha nacido un nuevo movimiento, en Cataluña y en España, contra la ampliación del Aeropuerto del Prat, Tebas ha traído 2.700 millones a La Liga que Madrid y Barça desprecian y, para rematarlo, Leo Messi se va del club azulgrana. 

De todo ello han hablado en La Plaza Juan García, su director y conductor, Ismael García Villarejo, director de publicaciones del Grupo ED, y Xavier Alegret, director en funciones de Economía Digital, bajo el siguiente leitmotiv: al mundo le falta un tornillo. 

La polémica desatada en Cataluña tras el acuerdo del lunes para la ampliación del Aeropuerto del Prat, encabezada por grupos de izquierdas ecologistas, encontró en seguida una líder espiritual autoimpuesta, huérfana de banderas mientras su tele se muere: Ada Colau. La excusa, el futuro del estanque de La Ricarda, en El Prat, no Barcelona, que no se ha desvelado.  

Con Colau se alineó todo Podemos y, el acabose, una especie de recogida de cable del Govern: su delegada en Madrid, Ester Capella, dice ahora que el acuerdo no está cerrado y que se tiene que decidir en Cataluña. No sabemos si hablaba en nombre de la Generalitat, como se le supone, de ERC o a título personal. Sea como fuera, un sainete. 

A lo que juega ahora Giró es a secundar a Foment y a Pedro Sánchez para convencer a las empresas catalanas que cambiaron su sede tras el 1-O para que vuelvan. ¿Puede garantizar el conseller de Economía que no se repetirá un 1-O? La pregunta se responde sola y la deducción posterior es fácil: no van a volver. 

Y Tebas y CVC han chocado con el todopoderoso Florentino Pérez y, en menor medida, contra el Barça de Laporta. Pero el presidente azulgrana tiene otro problema mayor: gestionar el adiós del mito, Leo Messi, que, como vecino afectado, ya no tendrá que preocuparse por la ampliación del Prat. 

Juan García