Colombia rechaza al plan de paz con las FARC

stop

La dificultad de aplicar el acuerdo firmado la semana pasada abre una etapa de gran incertidumbre

Los colombianos votan no al plan de paz con las FARC

Madrid, 03 de octubre de 2016 (08:28 CET)

Los colombianos rechazan el plan de paz con la guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC). El 50,22% de los votos fueron contrarios al acuerdo firmado la semana pasada entre el Gobierno colombiano y los representantes del grupo armado.

Según los datos aportados por la Registraduría Nacional del Estado Civil, en el plebiscito participaron más de 13 millones de personas de los casi 35 millones que tenían derecho a hacerlo, algo más del 37%.

Tanto el Gobierno como las FARC han manifestado que el rechazo al acuerdo final de paz implica su no aplicación, lo que aboca a Colombia  a una etapa de gran incertidumbre.

Mantener el orden y buscar la paz

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos
, reconoció la victoria del "no" en el plebiscito y dijo que con este resultado "se abre una nueva realidad política" que es una "oportunidad" para el país.

En una alocución en cadena nacional, Santos dijo que en el referéndum que convocó sobre el acuerdo de paz, "la mayoría, así sea por estrechísimo margen, ha dicho que 'no'. Soy el primero en reconocer este resultado".

"Como jefe de Estado soy el garante de la estabilidad de la nación, y esta decisión democrática no debe afectar dicha estabilidad, que voy a garantizar", sostuvo. Manifestó que a pesar del revés sufrido, como presidente conserva "intactas" sus facultades y su "obligación para mantener el orden público y para buscar y negociar la paz".

Camino a seguir

Además, subrayó que el "el cese al fuego y de hostilidades bilateral y definitivo" que entró en vigor el pasado 29 de agosto con las FARC "sigue vigente, y seguirá vigente". El gobernante anunció también que este lunes convocará a "todas las fuerzas políticas, y en particular a las que se manifestaron hoy por el 'no', para escucharlas, abrir espacios de diálogo y determinar el camino a seguir".

Por su parte, desde La Habana, el máximo líder de las FARC, Timoleón Jiménez, "Timochenko", afirmaba que esa organización mantiene "su voluntad de paz" "y su disposición de usar solamente la palabra como arma de construcción hacia el futuro".

"Las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia lamentan profundamente que el poder destructivo de los que siembran odio y rencor haya influido en la opinión de la población colombiana", dijo Timochenko.

La guerrilla tiene previsto, tras esta primera reflexión, mantener una reunión para analizar con calma todos los detalles del resultado de la consulta popular. "Con el resultado de hoy, sabemos que nuestro reto como movimiento político es todavía más grande y nos requiere más fuertes para construir la paz estable y duradera", aseveró Timochenko.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad