La portavoz del Gobierno, Isabel Celaá. EFE/JJM
stop

La portavoz del Gobierno, Isabel Celaá, insiste en un relato conciliador con Torra y defiende que el ejecutivo "es autónomo y no siente ninguna amenaza"

Barcelona, 29 de julio de 2018 (10:42 CET)

El Gobierno de Pedro Sánchez ha salido al paso de las críticas que recibe con respecto a la capacidad del independentismo de condicionar las políticas de la Moncloa. "El Gobierno es autónomo y no siente ninguna amenaza, ni es objeto de chantaje por parte de nadie", afirma Isabel Celaá.

La portavoz del ejecutivo defiende que hay una "vocación de estabilidad" y que están "determinados a seguir la senda política y esperamos reconocimiento y reciprocidad", en respuesta a la amenaza del independentismo de romper relaciones si no se avanza con respecto a la autodeterminación en otoño.

"Parecía que todas las ventanas estaban cerradas y las puertas bloqueadas y se están abriendo", asegura Celaá en una entrevista de El Mundo. "Queremos que Cataluña esté dentro de España bien acomodada y reconocida en su diversidad, en su singularidad, en su cultura y en su lengua".

El Gobierno encuentra "reciprocidad" con la Generalitat

Celaá afirma que el Gobierno socialista sí está encontrando la "reciprocidad" con las fuerzas independentistas, pero avisa que "todavía estamos en el principio del camino".

"El Gobierno de España, en ejercicio de la política, está dibujando un marco muy interesante dentro del cual empieza a haber contenido, con la comisión bilateral u otras comisiones de trabajo", defendió la portavoz.

Además, manifestó que "no hay otra manera" de actuar. "O nos apuntábamos a no hacer política para afrontar lo que estaba pasando o abrimos esta senda de comunicación. Estamos muy satisfechos como Gobierno de haberlo hecho", comentó.

Celaá: "El Govern catalán actuará en justa reciprocidad"

El Gobierno de Sánchez prefiere no pensar en "escenarios de futuribles" como la posibilidad de que el Govern vuelva a apostar por la desobediencia y la unilateralidad. "Vamos a ir recorriendo la senda paso a paso. El Govern catalán actuará en justa reciprocidad", afirmó Celaá.

Con respecto al veto anunciado por la Generalitat a la asistencia del rey Felipe VI a cualquier acto en Cataluña, la también ministra de educación sentenció que "el rey puede ir a cualquier parte del territorio" porque "nadie ha de darle permiso".

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad