El PSC se brinda a Mas si Esquerra le abandona

stop

TRAS EL 9N

 Miquel Iceta, en el Parlament./EFE/Andreu Dalmau

15 de octubre de 2014 (17:59 CET)

Hace meses que el PSC juguetea con la posibilidad de colaborar con CiU en el Parlament. El muro infranqueable, en los dos últimos años ha sido, sin embargo, el derecho a decidir y la consulta soberanista del 9 de noviembre. A los socialistas catalanes esa posición les ha costado la dimisión de un primer secretario, Pere Navarro, y la huida de cuadros y concejales, más conectados con el alma nacionalista que anida en las comarcas de interior catalanas.

Pero, tras la imposibilidad del President Artur Mas de realizar la consulta que deseaba, y con el sucedáneo propuesto, el PSC considera que ha llegado el momento.

La cosa está todavía "verde"


El primer secretario, Miquel Iceta, ha revelado en el Parlament que explora una colaboración que permita la gobernabilidad a Mas si Esquerra Republicana acaba abandonando al President. Las cosas están “verdes”, ha asegurado, pero Iceta ha ido analizando la situación con el líder de Unió, Josep Antoni Duran Lleida en las últimas semanas.

Duran desea fervientemente ese nuevo escenario. Y el PSC también, porque no desea unas elecciones anticipadas en las que el Parlament acabe totalmente fragmentado. Se debe tener en cuenta que, más allá de si Mas consigue o no una lista conjunta con Esquerra, en esos comicios se presentaría la formación Podemos, con un impacto que ahora nadie es capaz de determinar.

Sin embargo, todo depende de hasta dónde quiera llegar Artur Mas. Y siempre, claro, después del 9 de noviembre y de comprobar el distanciamiento real con ERC.

El precedente de Mas

Fuentes de CiU aseguran que, esta vez, con la pseudoconsulta, Mas ha descolocado a Esquerra, y que si la ANC y Òmnium Cultural se colocan al lado del President, la situación cambiará por completo. Con la consulta realizada, aunque sea motivo de escarnio por parte de los contrarios, --desde el flanco unionista, pero también desde el campo independentista-- Mas podría plantearse otros apoyos en el Parlament y seguir gobernando.

¿Qué le sería imposible a Mas cambiar de tercio? Fuentes socialistas, pero también de CiU, señalan que la federación nacionalista ha navegado en situaciones similares, como la negociación del Estatut.

Entonces, Mas decidió pactar con el Presidente José Luis Rodríguez Zapatero, por su cuenta y riesgo con el argumento de salvar el Estatut dejando en la estacada a Esquerra, hasta tal punto que los republicanos –que habían protagonizado la elaboración del Estatut-- acabaron reclamando el 'no' en el referéndum de 2006.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad