El PSC se inclina por el derecho a decidir y pide una consulta legal

stop

ELECCIONES 25-N

Rocío Martínez-Sampere.

27 de septiembre de 2012 (18:41 CET)

El PSC intenta conseguir una vía propia, después de quedar totalmente noqueado con el anuncio de elecciones anticipadas por parte del president Artur Mas.

Y en el Parlament, en la última sesión de la legislatura, el grupo parlamentario socialista ha votado su propia resolución, que defiende el “derecho a decidir”.

Y si no se produce un acuerdo con el Gobierno español para poder convocar un referéndum de autodeterminación, apuesta por una consulta, pero que sea, en todo caso, legal.

Consulta legal

La portavoz adjunta del grupo del PSC, Rocío Martínez-Sampere, lo ha dejado claro: “El PSC está por el derecho a decidir, el derecho a decidir libremente de los ciudadanos, y o referéndum o consulta democrática legal”, al margen de si el Gobierno está de acuerdo en no.

El pilar del que no se moverá el PSC, que prevé una campaña muy complicada, se basa, según Martínez-Sampere, en “negociación, pacto y libre decisión de los ciudadanos, sentido común, responsabilidad y cohesión cívica”.

Ante lo que se avecina, una polarización de la sociedad catalana, el PSC intenta algo que puede ser imposible, rechazando una Catalunya dividida entre independentistas y unionistas.

Una tercerca Catalunya


Pretende “una tercera Catalunya donde puede caber todo el mundo”. La crítica al president Mas ya ha cobrado forma, después de ciertas dudas iniciales. Según Rocío Martínez, Mas “hace un llamamiento al derecho a decidir pidiendo una adhesión a su persona”.

Pero para llegar hasta aquí, el PSC ha vivido en las últimas horas una gran tensión, que, de hecho, todavía no se ha acabado.

Durante casi tres horas, a mediodía, los diputados socialistas han debatido qué hacer frente a las resoluciones del resto de grupos, en concreto respecto a la de CiU y ERC, votada también por ICV, en la que se pide un referéndum para la próxima legislatura, o una consulta, se legal o no.

Navarro, candidato

Varios diputados, los considerados como catalanistas, habían lanzado la posibilidad de romper la disciplina de voto y votar la resolución de CiU y ERC. Finalmente, ha imperado la abstención, decidida por la dirección del PSC, y la aprobación de una resolución propia, pero con una excepción. Ernest Maragall, de nuevo, ha roto la disciplina y se ha unido a CiU y ERC.

Este viernes el comité ejecutivo del PSC elegirá a su primer secretario, Pere Navarro, como candidato a las elecciones. Y el domingo el consejo nacional del partido lo ratificará.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad