El conseller de Interior, Miquel Buch (c), junto al director general de la policía, Andreu Martínez (i), y el nuevo jefe de los Mossos d'Esquadra, Miquel Esquius (d), durante la rueda de prensa de su presentación celebrada hoy. /EFE/Marta Pérez

La Generalitat cambia por sorpresa al jefe de los Mossos

stop

El gobierno de Quim Torra cambia al jefe de los Mossos coincidiendo con la entrada en funcionamiento de su “guardia pretoriana”

Economía Digital

El conseller de Interior, Miquel Buch (c), junto al director general de la policía, Andreu Martínez (i), y el nuevo jefe de los Mossos d'Esquadra, Miquel Esquius (d), durante la rueda de prensa de su presentación celebrada hoy. /EFE/Marta Pérez

Barcelona, 03 de junio de 2019 (13:04 CET)

El consejero de Interior de la Generalitat, Miquel Buch (Pdecat), mueve fichas al frente de los Mossos d’Esquadra. El hasta ahora subjefe de la Comisaría General de Información del cuerpo, Eduard Sallent, ocupará la jefatura en sustitución de Miquel Esquius, según avanzó La Vanguardia.

Esquius llegó al cargo hace diez meses cuando sustituyó a Ferran López. Este último asumió la jefatura de los Mossos en octubre de 2017, cuando se cesó a su antecesor, Josep Lluís Trapero coincidiendo con la aplicación del artículo 155 de la Constitución. Trapero está pendiente de juicio por su actuación durante el referéndum independentista del 1 de octubre de 2017.

En el último año y medio el máximo cargo uniformado de los Mossos ha cambiado diversas veces: Trapero, López, Esquius y, ahora, Sallent.

El relevo en los Mossos coincide con la creación de la llamada “guardia pretoriana” de Quim Torra. Será una realidad este 17 de junio, aunque todavía se desconoce cuántos agentes la integrarán.

Estos escoltas al servicio del presidente y consejeros de la Generalitat estarán integrados en la nueva Área de Seguridad Institucional (ASI). El consejero Buch ordenó su creación en enero pasado. Funcionará al margen de la estructura de los Mossos. Su responsable será un político.

La creación de la “guardia pretoriana” de Torra genera polémica no solo política sino también en el interior del cuerpo.

Juicio a Trapero

En los próximos meses, los focos se volverán a situar sobre la policía catalana cuando se juzge a Trapero en la Audiencia Nacional en relación con el referéndum del 1-O.

En su escrito de defensa, Trapero se desmarcó del ‘procés’ y del expresidente Carles Puigdemont y abrazó la Constitución. Declaró que "no ha participado, no ha intervenido y no ha compartido" el plan ideado por el gobierno de Puigdemont "para alcanzar la independencia de Cataluña".

Así, el mayor de los Mossos negó haber cometido delito alguno a cuenta del ‘procés’ y subrayó que siempre ha obedecido las órdenes judiciales. Trapero actuó, señala el texto, "desde el más riguroso respeto al orden jurídico constitucional, obedeciendo y cumpliendo los mandatos judiciales y del Ministerio Fiscal".

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad