Una mujer pasa ante una oficina de empleo este jueves en Madrid. Foto: Efe

La crisis del coronavirus ya se ha cobrado 3,5 millones de empleos

stop

El aluvión de despidos temporales, sumado a la pérdida de 834.000 empleos en marzo, dejan un agujero sin precedentes en el tejido laboral

Madrid, 06 de abril de 2020 (16:38 CET)

Desde que comenzaron a aplicarse las medidas de confinamiento por el coronavirus, el pasado 15 de marzo, el mercado laboral ha perdido 3,5 millones de trabajadores provocado por el cese de las actividades no esenciales, el aluvión de ERTE y la pérdida de empleos en sectores estratégicos como el turismo, que ha dejado un deterioro sin precedentes. 

Hasta este lunes se han presentado 474.000 expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE), siguiendo datos recopilados por Europa Press, lo que provoca el despido temporal de unos 2,7 millones de personas. La ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, aseguraba hace unos días disponer de otras cifras: 250.000 expedientes y la concesión de 620.000 prestaciones por desempleo.

Junto a los más de 834.000 empleos que se perdieron en marzo, de acuerdo a los últimos datos publicados por el Instituto Nacional de Estadística (INE) los ERTE representan un 77% del total de puestos de trabajo. No obstante, estos trabajadores volverán a recuperar su empleo una vez se vayan eliminando las medidas de distanciamiento social estipuladas durante el estado de alarma. 

De los 2,7 millones de personas afectadas, más de un millón se concentran entre Cataluña y Andalucía; y otras más de 400.000 en Madrid. Entre las tres comunidades acumulan alrededor del 54% de todo el país. 

Tras estas tres regiones se sitúan Comunitat Valenciana, con 277.000 trabajadores menos; Castilla y León, con 160.000; Canarias, con 158.000, Galicia, con 156.000, País Vasco, con 1530.000 y Murcia, con 100.000. Por debajo de esta barrera están Castilla-La Mancha, con 70.000 empleados afectados por ERTE, Aragón (34.500), Cantabria (30.000), Navarra (22.000) y Extremadura (10.500). Asturias, Ceuta y Melilla y Baleares no han ofrecido datos hasta el momento. 

Estos datos reflejan, no obstante, los tramitados por las consejerías de empleo de las comunidades autónomas, que actualmente se encuentran colapsadas después de que el Gobierno indicara que los ERTE son los mecanismos adecuados para evitar la destrucción definitiva de los empleos.

La intención del Ejecutivo es que, una vez restablecida la normalidad tras el desescalaje de las medidas de confinamiento, y la curva de contagios comience a desdoblarse, se pueda volver a reanudar la actividad. 

Solo ERTE de fuerza mayor

Hasta el momento, según los datos recopilados, los ERTE se han considerado una causa de fuerza mayor para muchas empresas. El Gobierno explicó que cubriría las bajas de los contratos para el mantenimiento del empleo durante los seis meses siguientes a la finalización de los mismos. 

Los trabajadores, de esta forma, tienen derecho a cobrar la prestación por desempleo aún sin cumplir con el periodo mínimo de cotización exigido. Las pymes de menos de 50 empleados, por su parte, están exentas de la cuota de la Seguridad Social mientras que el resto tienen que abonar un 25% de la habitual. 


Si le ha interesado esta información, únase a nuestro canal de Telegram para recibir toda las novedades nacionales e internacionales que publicamos sobre el coronavirus: https://t.me/economiadigital_es

Hemeroteca

Coronavirus España
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad