La oposición acorrala a Boi Ruiz por las irregularidades del CatSalut

stop

TRANSPARENCIA

Boi Ruiz, conselle de Salut de la Generalitat

19 de junio de 2013 (20:55 CET)

El consejero de Salud, Boi Ruiz, es, de nuevo, el blanco de toda la oposición, que desea una total transparencia ante las posibles incompatibilidades de los altos cargos del departamento y de los organismos que gestionan el servicio sanitario catalán.

Los grupos parlamentarios le han pedido a Ruiz que esclarezca si el director del Servicio Catalán de la Salud (CatSalut), Josep Maria Padrosa, puede mantener su cargo cuando, al mismo tiempo, es el apoderado en seis empresas sanitarias que facturaron a la sanidad pública un montante de 14 millones de euros en 2012, tal y como ha publicado este miércoles el diario El País.

Esas duplicidades, entre sanidad pública y privada, que mantienen altos cargos del servicio sanitario catalán, es lo que irrita a la oposición, justo en un momento de importantes recortes en el ámbito sanitario.

Esquerra, de socio a oposición frontal

Y uno de los partidos que quiere hacer más batalla por ello es Esquerra Republicana, que juega, en este caso, como principal fuerza política de la oposición. La diputada de ERC, Alba Vergés, ha reclamado al conseller Ruiz que dé todas las explicaciones públicas necesarias. Y ha insistido en que Esquerra velará por ello.

Ruiz ha contestado en los pasillos del Parlament, y ha asegurado que niega “rotundamente” los hechos que publica el rotativo.

El interés del PSC

Una de las más interesadas en que Boi Ruiz pueda esclarecer la situación, es la ex consellera de Salut, la socialista Marina Geli. Para la diputada del PSC tanto Ruiz como Padrosa deberían comparecer en la comisión parlamentaria de Salut, aunque reclama que se ofrezcan todas las explicaciones antes de que se vean forzados a ir al Parlament.

También el diputado del PP, Enric Millo, ha exigido una respuesta inmediata. Aunque el más contundente ha sido el diputado de ICV, Josep Vendrell, quien ha considerado que el Govern de CiU ha generalizado esas prácticas. “Desgraciadamente el Govern nos tiene demasiado acostumbrados a la puerta giratoria, o peor, a tener un pie en el sector público y otro en el privado". Un hecho que también ha destacado el diputado de Ciutadans, Jordi Cañas.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad