Puigdemont ya comunicó a Torrent que quiere llevar al límite su investidura. EFE

Puigdemont pide amparo a Torrent para que facilite su investidura

stop

Puigdemont le recuerda a Torrent que disfruta de "inmunidad" como diputado y que tiene derecho a "asistir" a los plenos

Barcelona, 29 de enero de 2018 (13:54 CET)

El tiempo para el inicio de la sesión de investidura en el Parlament de Cataluña se echa encima. Faltan menos de 24 horas para que el pleno se ponga en marcha y el principal interrogante (¿Va a regresar Carles Puigdemont a Barcelona?) continúa en el aire. Puigdemont, de hecho, está poniendo todo de su parte para no despejar esta duda. Su último recurso ha sido pedir amparo este lunes al presidente del Parlament, Roger Torrent, para que "salvaguarde" sus derechos y facilite su investidura, dando a entender, de nuevo, que está dispuesto a volver.

En un escrito registrado en el Parlament, Puigdemont recuerda a Torrent que, de acuerdo con su condición de diputado, tiene derecho a asistir a los debates y a los votaciones del pleno. Y no sólo eso, sino que también disfruta de "inmunidad" y que, por tanto, no puede ser detenido "si no es en caso de delito flagrante". Por todo ello, el expresidente de la Generalitat exige "amparo" al presidente del Parlament y, en este sentido, le reclama que adopte "las medidas necesarias" para "salvaguardar los derechos y prerrogativas" que le asisten.

Puigdemont, por vídeoconferencia

El Tribunal Constitucional (TC) emplazó el pasado sábado a Puigdemont a dirigirse al Tribunal Supremo (TS) para obtener la autorización para asistir a la sesión de investidura. Pero uno de sus abogados, Jaume Alonso-Cuevillas, prácticamente ha descartado realizar esta solicitud. "Me resisto a aceptar que la investidura del presidente de la Generalitat deba quedar sometida a un permiso judicial previo", ha manifestado a Rac1. Sin embargo, Alonso-Cuevillas no ha descartado que Puigdemont se persone en el Parlament este martes a las 15.00 horas, que es el momento en que debe iniciarse la sesión.

El grupo parlamentario de Junts per Catalunya se ha reunido esta mañana de lunes en una de las salas de la Cámara y Puigdemont ha participado en el encuentro a través de videoconferencia, lo cual debería interpretarse como la prueba de que el expresidente de la Generalitat permanece en Bruselas. A estas alturas, sin embargo, todas sus maniobras presentan el riesgo de distracción. La Policía y los Mossos mantienen controles de todo tipo, tanto en las fronteras como en los alrededores del Parlament, para impedir la irrupción por sorpresa de Puigdemont.

 

Hemeroteca

Carles Puigdemont
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad