Albert Rivera, en el centro de la imagen, en una reciente reunión de la ejecutiva de Ciudadanos

Rivera gana el primer asalto a los que piden pactos con el PSOE

stop

La dirección de Ciudadanos encarrila en Aragón el primer acuerdo autonómico con el PP, aunque voces del partido insisten en no cerrar la puerta al PSOE

Marcos Pardeiro

Economía Digital

Albert Rivera, en el centro de la imagen, en una reciente reunión de la ejecutiva de Ciudadanos

Barcelona, 05 de junio de 2019 (04:55 CET)

Albert Rivera ganó este martes el primer asalto a las figuras de su partido que defienden llegar a acuerdos con el PSOE. Su primera victoria se produjo en Zaragoza, donde el equipo negociador de Ciudadanos —regional y nacional— encarriló un pacto de gobierno con el PP para administrar la Junta de Aragón. No hay concreciones ni fumata blanca, pero ambas partes dieron a entender que hay mimbres suficientes para alcanzar un pacto en los próximos días o semanas.

La reunión en Zaragoza, de tres horas, sirvió para materializar la estrategia que Rivera llevó a la ejecutiva de Ciudadanos este lunes y que logró aprobar por unanimidad: el partido naranja buscará acuerdos municipales y autonómicos con el PP como "socio preferente".

El avance conseguido en Zaragoza por Ciudadanos con el PP, contrario al entendimiento con el PSOE, es muy significativo porque si un dirigente socialista es poco sospechoso de veleidades con los soberanistas ése es el todavía presidente de Aragón, Javier Lambán

El líder aragonés de Ciudadanos, Daniel Pérez Calvo, es uno de los que no ha querido despachar al PSOE con un portazo. Sin embargo, llegada la hora de las negociaciones, ha seguido la línea dictada por la dirección. El problema en Aragón es que el acuerdo de PP y Ciudadanos no es suficiente, ya que también es necesario el apoyo de Vox y del PAR (Partido Aragonés) para sumar mayoría (y el PAR prefiere al PSOE).

Otra dirigente aragonesa de Ciudadanos, en este caso su líder municipal de Zaragoza, Sara Fernández, también se abrió en su momento a acuerdos con el PSOE para gobernar la capital maña. Pero la dirección nacional también confía en que se impondrá las tesis de buscar un acuerdo con el PP.

Ciudadanos y el calendario

El pronóstico del equipo de Rivera es que toda la estructura territorial de Ciudadanos seguirá la línea aprobada por la ejecutiva. Es decir, que se firmarán acuerdos con el PP allá donde Ciudadanos tiene la llave de la gobernabilidad, es decir, Madrid, Aragón, Castilla y León, Murcia y Melilla. "Otra cosa es cuánto tiempo van a tardar en producirse los acuerdos porque van a ir bastante lentos, más lentos de lo que podíamos pensar inicialmente", dicen en Cs.

Los negociadores de Ciudadanos trasladan este miércoles su estrategia a Castilla y León, un territorio que medirá la fortaleza de Rivera para seguir con sus planes.

Ciudadanos y la prueba de CyL

El líder de Cs en esta comunidad es Francisco Igea, ajeno a la cuerda de Rivera, quien apostó en su momento por Silvia Clemente (ex PP) en las primarias del partido.

Pero Igea, con la ayuda del eurodiputado Luis Garicano, se impuso a Clemente y realizó una campaña basada en la idea del cambio en Castilla y León (CyL) después de décadas de gobierno del PP. Pese a todo, Ciudadanos cree que en Castilla y León también se seguirá la estrategia nacional.

¿No hay excepciones en esta estrategia de pactos? "Hay dos lugares donde puede haber excepciones. En Navarra, donde todo está muy revuelto. Y en Barcelona, donde ya hemos dicho que no estamos de acuerdo con el planteamiento de Manuel Valls de entregar los concejales a Ada Colau", dicen en Ciudadanos.

 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad