El Servicio de Emergencias Médicas (SEM) de la Generalitat de Cataluña instaló el pasado viernes un hospital de campaña en Lleida. /EFE

Los sanitarios de Lleida piden refuerzos a la Generalitat

stop

Los médicos de Lleida reclaman información, directrices y más personal para controlar la expansión de los contagios

Josep Maria Casas

Economía Digital

El Servicio de Emergencias Médicas (SEM) de la Generalitat de Cataluña instaló el pasado viernes un hospital de campaña en Lleida. /EFE

Barcelona, 07 de julio de 2020 (21:04 CET)

La Generalitat confinó el pasado sábado la comarca de Lleida, con más de 200.000 habitantes, pero sin incrementar el personal sanitario que atiende a los enfermos de covid-19 y que hace el seguimiento de los contagiados, según se advierte desde el sindicato Metges de Catalunya.

Las autoridades sanitarias catalanas lanzaron este lunes un SOS al personal sanitario catalán para que se desplace a Lleida y ayude a contener la pandemia. Otra vez apelan al voluntarismo de los profesionales.

Olga Pérez, doctora de atención primaria, alerta de que “faltan manos”. Insiste en la dificultad de atender las necesidades diarias, a los nuevos enfermos y seguir las cadenas de posibles contagios por la falta de personal.

“El problema es la falta de personal, el cansancio acumulado, ya que venimos de una situación muy precaria desde hace años, a lo que se añadió una pandemia y, ahora, un rebrote importante”, resume.

Mercè Giribet, también doctora de primaria en la ciudad de Lleida, confirma que hacen falta más profesionales para contener este rebrote. “Ha venido de repente, cuando no estábamos preparados”.

Josep Maria Royo, radiólogo del Hospital Arnau de Vilanova, indica que en los últimos días se han disparado de nuevo las exploraciones pulmonares a enfermos de covid-19. Se ha habilitado una sala de radiografía únicamente para estos pacientes en la que se extreman las medidas de limpieza. En Lleida se ha vuelto a fases de la pandemia que se habían dado por superadas.

El sindicato Metges de Catalunya, al que pertenecen los anteriores facultativos, solicitó una reunión urgente a la junta permanente de atención primaria de Lleida para que les informase de la situación. Cuatro días después de decretarse el confinamiento de la ciudad y su comarca, todavía no se ha producido este encuentro. “Faltan directrices e información”, indica la doctora Olga Pérez.

Tensión en las consultas

A través de las redes sociales, los médicos leridanos describen lo que se encuentran cada día en la consulta. El psiconeuroinmunólogo clínico Segi Godia se refiere a los brotes por doquier, a la falta de medidas de prevención y a la insensibilidad de algunos empresarios que mandan a trabajar a sus empleados cuando deberían quedarse en casa por haber estado en contacto con positivos de covid-19.

En Lleida están fallando los procesos de detección de contagios, seguimiento y aislamiento de posibles enfermos. Se han detectado 14 brotes, la mayoría en empresas hortofrutícolas.

A principios de junio, la Consejería de salud hizo marcha atrás en un contrato de más de 13 millones de euros a Ferrovial para que se encargase de los seguimientos. Ante la polémica que generó esta contratación, desde la consejería catalana de salud se anunció que la asistencia primaria se encargaría de seguir las cadenas de contagios. Sin embargo, no se ha enviado personal adicional para esta tarea.


Si le ha interesado esta información, únase a nuestro canal de Telegram para recibir toda las novedades nacionales e internacionales que publicamos sobre el coronavirus: https://t.me/economiadigital_es

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad