España está a la cola del mundo en la lucha científica contra el coronavirus

El 45% por ciento de científicos consultados en una encuesta de Frontiers rechaza que el Gobierno tomara medidas en base a criterios de expertos

España vuelve a situarse a la cola en asesoramiento científico, solo por delante de Rusia, Reino Unido, Brasil y Estados Unidos.

Una encuesta realizada por Frontiers, editorial suiza de revistas científicas, preguntó a 25.000 investigadores durante el mes de mayo y junio si los gobiernos se habían basado en criterios de expertos para su estrategia de Covid-19

Y las respuestas son demoledoras para el Gobierno de España. Según este estudio, solo un 33% de los investigadores encuestados –de un total de 900– considera que España ha seguido criterios rigurosamente epidemiológicos para tomar sus medidas para frenar el coronavirus, frente al 45% que critica la falta de disciplina científica del Gobierno y un 22% que se mantiene en un punto intermedio. 

Las respuestas de España difieren mucho de las recogidas en otros países de la Unión Europea. En Grecia, un 76% de los encuestados –de un total de 126– han considerado que su Gobierno ha aplicado las medidas a partir de criterios científicos. Alemania también va por este camino: un 66% de un total de 128 preguntados avalan las medidas tomadas por Merkel y los estados federativos alemanes. 

Portugal, Francia e Italia: mejores datos que España

Incluso en nuestros países vecinos la aceptación es superior. El aval de los científicos a las medidas tomadas en Portugal también es abrumador, puesto que –de un total de 296– un 61% creen que el Ejecutivo del país se basó en asesoramiento científico para tomar las decisiones frente a un 20% que no lo hizo. También en Italia, donde un 49% avaló las medidas frente al 26% que las rechazó a partir de 1.491 preguntados. 

Gráfico con las respuestas por países a investigadores sobre si el gobierno basó sus medidas Covid-19 en asesoramiento científico / Frontiers

Gráfico con las respuestas por países a investigadores sobre si el gobierno basó sus medidas Covid-19 en asesoramiento científico / Frontiers

La cifra cae más en Francia, aunque sigue superando a España. El país presidido por Emmanuel Macron solo consigue el apoyo del 40% de los científicos, que creen que sus medidas estaban basadas en criterios de expertos de un total de 547 encuestados. Por contra, un 38% rechaza que el Ejecutivo galo se haya apoyado en estos datos. 

Del total de países que aparecen en la lista, solo están por debajo de España en Europa dos casos: Reino Unido y Polonia.

El 40% de los científicos preguntados en el país ex-comunista (de un total de 172) afirman que el Gobierno ultraconservador no tomó las medidas de acordo con un comité de expertos. Peor es el aval que tienen las medidas planteadas por Boris Johnson, solo un 24% las avalan frente al 56% que las rechazan (a partir de 995 encuestados).

El falso comité de expertos de la desescalada

La noticia trae a la memoria inevitablemente la falta de un comité de expertos, que Pedro Sánchez insinuó que existía y que asesoraba al Gobierno, pese a mantener los supuestos nombres en secreto. La presión conjunta del Defensor del Pueblo, Francisco Fernández Marugán, y del PP consiguió desvelar que tal organismo no existía al margen del equipo de Fernando Simón

El comité de expertos que asesoraba al Gobierno era únicamente el equipo técnico del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias (CCAES). 

“No había un comité de desescalada. Hubo un comité científico, pero el informe de las fases era una responsabilidad del Ministerio de Sanidad. No podemos cargarle una responsabilidad con un cierto grado de oficialidad a un comité externo”, explicó Simón en una rueda de prensa. 

Según reveló Fernández Marugán, Transparencia preguntó sobre si se estaban vulnerando las leyes de Salud Pública de Transparencia con tanta opacidad.

La directora general de Salud Pública, Calidad e Innovación confesó que “no existía ningún comité de expertos encargado de la evaluación de la situación sanitaria de las comunidades autónomas y que decida las provincias o territorios que pueden avanzar en el proceso de desescalada del confinamiento”.