Fotografía: Kon Karampelas

Facebook e Instagram darán opción a ver "menos" publicidad política

stop

La red social no cede y no limitará ni verificará la publicidad política, pero dará al usuario opciones para ver "menos" de esos anuncios

Madrid, 09 de enero de 2020 (16:02 CET)

A pesar de que la decisión de Facebook de no limitar la difusión de publicidad política dentro de su red social no está exenta de polémica la compañía de Mark Zuckerberg no da su brazo a torcer.

Argumenta Facebook que su política del todo vale, y "a diferencia de Google", va en interés de la libertad de expresión. "Facebook ha dejado claro que no verificará los anuncios políticos, aunque contenga mentiras", decía el año pasado el New York Times.

A cambio, sin embargo, Facebook acaba de anunciar que dará a los usuarios más control sobre la publicidad y contenidos políticos promocionados añadiendo este año nuevas opciones en la biblioteca de anuncios, tanto para Facebook como para Instagram.

La biblioteca de anuncios permite a cualquier usuario conocer detalles y controlar la publicidad que aparece en su página de Facebook. Una de las novedades anunciadas ahora incluirá la opción de "ver menos anuncios de políticos", una petición "habitual" de los usuarios, dicen desde Facebook.

La medida es similar a la opción ya existente en Facebook que permite a los usuarios restringir anuncios sobre otros temas —como por ejemplo, bebidas alcohólicas— u ocultar todos los anuncios de un anunciante específico, incluso en el caso de anuncios dirigidos a una audiencia personalizada.

Facilitar el control al usuario, pero nada más

Pero cualquier otra medida de intervención más allá de eso, dice Rob Leathern, "perjudicaría el alcance y la difusión" de mensajes dirigidos a un gran número de personas y procedentes de una amplio sector de organizaciones benéficas y sin ánimo de lucro, grupos y, por supuesto, partidos políticos de todos los colores.

"Creemos que, en última instancia, ninguna compañía privada debería decidir al respecto, que es por lo que defendemos una regulación que se aplique a toda la industria," dice Leathern.

La red social recuerda, sin embargo, que "habitualmente retira" anuncios de políticos que no se ajusten a las normas comunitarias de la red social, incluyendo el racismo, los discursos del odio o contenidos que amenazan a los votantes o interfieren en su derecho a votar.

Con estas nuevas funciones Facebook querría dar por zanjado el debate iniciado y a las "duras críticas" que ha suscitado la postura de la red social.

Facebook tiene previsto desplegar el control de los anuncios políticos a principios de este verano en EEUU y antes de extender esta preferencia a otros países.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad