Nintendo presenta su consola híbrida para recuperar el mercado

stop

Switch combina la consola de mesa con las plataformas portátiles, para que el usuario pueda jugar tanto en el hogar como en otros sitios

Imagen promocional de la nueva Nintendo Switch

Barcelona, 20 de octubre de 2016 (18:50 CET)

El nombre en clave NX escondía el nuevo secreto de Nintendo: la consola híbrida Switch, una mezcla entre consola y juego portátil, que apunta a que los usuarios nunca dejen de jugar: si están en medio de una partida en la casa, pueden continuarla fuera de ella con el modo portátil.

El objetivo de Nintendo es que el nuevo dispositivo reemplace a la olvidable Wii U, que no ha tenido la acogida en el mercado que se esperaba. Por lo pronto, a pocas horas de su anuncio, las bolsas de valores le han respondido positivamente, porque los títulos de la tecnológica japonesa han crecido un 3%.



Switch se puede conectar como una consola doméstica al televisor, para lo cual se inserta en una base –o dock-. Cuando el usuario quiera, puede retirarla y sigue con su juego en las pantallas de alta definición, a las que se les pueden añadir dos mandos laterales.

Algunos títulos que suelen ser un boom del mercado, como The Legend of Zelda, Mario Kart, Splatoon o Super Mario 3D serán desarrollados para esta nueva plataforma, y se espera que con Switch Nintendo pueda vencer la clásica resistencia de otras compañías programadoras de videojuegos, como Ubisoft, EA o Activision, para desarrollar juegos para la firma japonesa.

Todavía no está disponible en el mercado: Nintendo se está encargando de promocionarla por todo el mundo, desde su web a las redes sociales, y mantener la expectativa hasta marzo de 2017, para cuando se lance oficialmente al mercado.

 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad