Amazon investiga qué impacto tendría tapar la luz del sol

La compañía de Jeff Bezos utiliza su granja de superordenadores para llevar a cabo simulaciones sobre el futuro del clima en el planeta

El fundador de Amazon, Jeff Bezos.

Como si del famoso especial de Los Simpson: ¿Quién disparó al Sr. Burns? se tratara, Amazon, la compañía que dirige el multimillonario Jeff Bezos, está investigando qué ocurriría si se bloqueara el sol.

Aunque pueda parecer una de las recurrentes predicciones que la exitosa serie de ficción, nada más de la realidad, se trata de un proyecto que geoingeniería que intentaría averiguar posibles maneras de amortiguar algunos de los “irreversibles” efectos del cambio climático.

Según ha publicado Gizmodo, Amazon se habría asociado con el Centro Nacional de Investigación Atmosférica (NCAR, por sus siglas en inglés) y la ONG de geoingeniería SilverLining para crear una serie de simulaciones y posibles futuros para averiguar qué sucedería al tapar algunos de los rayos del sol.

El último informe del panel de expertos de la ONU (IPCC) conocido este verano no dibuja un futuro muy halagüeño para muchos de los ecosistemas de la Tierra debido a la incidencia del cambio climático.

Amazon ha cedido parte de su poderosa granja de superordenadores para que generen hasta 30 simulaciones diferentes del clima futuro del planeta desde 2022 hasta 2070 en un escenario de calentamiento medio, según HPC.

Una de esas simulaciones consiste en un mundo en que los seres humanos emiten gran cantidad de aerosoles a la atmósfera para bloquear parcialmente la luz del solar, enfriando drásticamente el planeta en proceso, recoge Futurism.

Bill Gates también tiene un proyecto para ‘tapar’ el sol

La idea de tapar o bloquear el sol no es del todo nueva. Bill Gates, el multimillonario fundador de Microsoft, tiene un proyecto de geoingeniería que busca limitar el alcance del cambio climático desviando los rayos del sol.

Lo que sí que hace a este proyecto diferentes es que se base en la recreaciones futuristas basadas en la computación en la nube.

“La computación en la nube ha comenzado a llegar al punto en que podría contemplar el soporte de cargas de trabajo como esta”, dijo a Gizmodo Kelly Wanser, directora ejecutiva de SilverLining.

Bill Gates durante al presentación de uno de sus libros

El director del Laboratorio de Clima y Dinámica Global del NCAR, Jean-François Lamarque, dijo a HPC que la “complejidad” del ecosistema terrestre hace que las proyecciones a futuros sean uno de los retos “más exigentes e intensos” de la computación científica.

Lamarque consideró que la tecnología de computación en la nube permite “acelerar” la investigación científica y “amplía” el acceso a investigadores de todo el mundo.

El diseñado de simulaciones y modelos climáticos futuros requiere de costosos superordenadores que, en esta ocasión, Amazon ha cedido a los investigadores para la computación en la nube.

Futurism ha destacado que investigaciones de esta clase, que buscan aportar soluciones a futuro sobre el impacto del cambio climático y la radiación solar no abundan a día de hoy.

El inevitable impacto del calentamiento global que han dibujado los expertos requiere de técnicas que ayuden a prevenir futuros desastres para la Tierra.

Noticia original: Business Insider

Autor: Íñigo Palacio