Imagen de la exposición 'Turbulencias' en Lisboa, que acoge obras de la colección de arte contemporáneo de La Caixa. / La Caixa (cedida)

El arte contemporáneo de La Caixa desembarca en Lisboa

stop

Lisboa acoge desde esta semana cerca de 40 obras de la colección de arte contemporáneo de La Caixa, dentro de la exposición 'Turbulencias'

Economía Digital

Imagen de la exposición 'Turbulencias' en Lisboa, que acoge obras de la colección de arte contemporáneo de La Caixa. / La Caixa (cedida)

Barcelona, 06 de septiembre de 2017 (18:30 CET)

Lisboa, Capital Iberoamericana de la Cultura 2017, cuenta desde este mes con un bocado de arte contemporáneo con sello La Caixa. La fundación de la entidad bancaria es la protagonista principal de la muestra Turbulencias, que se podrá ver entre el 8 de septiembre y el 3 de diciembre en la Cámara Municipal de la capital portuguesa. La exhibición, que acoge hasta 40 obras de la colección, se enmarca en la programación especial Pasado y Presente, con motivo de la capitalidad cultural que durante doce meses ostenta la urbe lisboeta.

La exposición, comisariada por Nimfa Bisbe, agrupa obras de muy distinto signo bajo un relato transversal: la crítica social al mundo en que vivimos. Mediante fotografías, esculturas, instalaciones y pinturas, artistas de diversos registros dan voz a una exposición que persigue una serie de nuevas miradas las sociedades contemporáneas.

“Las turbulencias a las que hace referencia la exposición evocan la inquietud necesaria para hacernos observar las contradicciones de una sociedad contemporánea que exige miradas diversas”, explican desde la Fundación La Caixa. En ella caben realidades y contradicciones sociales de países como Argentina, Brasil, Cuba, México o Venezuela. De la mano de artistas como Carlos Amorales, Bleda y Rosa, Walter Dahn, José Damasceno, Carlos Garaicoa, Cao Guimarães, José Antonio Hernández-Díez, Thomas Hirschhorn o Asier Mendizabal, entre otros.

Esta exposición es una muestra del programa conjunto de mecenazgo cultural impulsado por la La Caixa y el banco luso BPI, después de que Caixabank se convirtiese a comienzos de este ejercicio en accionista mayoritario de la entidad portuguesa.
 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad