Almirall cae en 'números rojos' por el coste de la reestructuración

stop

FARMACÉUTICA

24 de febrero de 2014 (09:23 CET)

Almirall registró pérdidas netas de 33,7 millones de euros en 2013, en contraste con las ganancias de 76,4 millones de euros del ejercicio 2012, según ha informado este lunes la compañía. La firma apunta que el resultado es consecuencia de los costes de reestructuración no recurrentes provisionados para 2013 (80,3 millones de euros) para la reorganización de la empresa en España y otros países europeos.

No obstante, el grupo farmacéutico ha destacado que, excluyendo los elementos excepcionales, su resultado neto se habría situado 31 millones de euros. De cara a 2014, y pese a anticipar gastos financieros por entre 22 y 27 millones de euros, Almirall prevé que su resultado neto normalizado sea "sustancialmente superior" al alcanzado en 2013.

Retroceso del Ebitda

El grupo registró un resultado bruto de explotación (Ebitda) de 85,1 millones de euros en 2013, un 31,4% menos que en 2012, mientras que el resultado neto de explotación (Ebit) disminuyó un 72%, hasta los 15,7 millones de euros. La compañía ha explicado que la caída del Ebit y del Ebitda se debió a las inversiones comerciales que realizó para apoyar sus 28 lanzamientos a nivel nacional, así como a la consolidación y expansión de sus filiales.

Los ingresos del grupo sumaron 825,5 millones de euros en 2013, un 8,3% menos, aportando las ventas netas un total de 692,9 millones de euros, cifra un 1,5% superior a la de 2012. La compañía espera acelerar este año el crecimiento porcentual de las ventas netas respecto a 2013 entre un 14% y un 19%.

"Los objetivos financieros anuales se han cumplido, lo que constituye la base para el incremento de las ventas y un aumento del beneficio por acción en 2014", ha subrayado la compañía en un comunicado.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad