Axa se queda la Torre Telefónica

stop

El grupo ofrece 107 millones y se impone a un inversor catarí

01 de julio de 2014 (10:04 CET)

Axa se ha alzado como el mejor postor para comprar el edificio Torre Telefónica de Barcelona. La compañía Lindisfarne Investment, perteneciente al grupo francés, ha ofrecido 107 millones y se ha impuesto al catarí Ibrahim Hassan Al Asmakh, dispuesto a pagar 100 millones.

La oferta de Axa ha superado en un 9% el precio de salida del concurso público que planteó el Consorcio de la Zona Franca de Barcelona (CZFB) de 98,5 millones. El importe lo destinará a la deuda financiera y a inversiones en operaciones estratégicas.

Un total de 66 compañías se interesaron por este inmueble, de las cuales 60 eran extranjeras, y tres presentaron oferta, si bien la tercera quedó descartada por considerarse incompleta, según ha informado el CZFB.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad