Budweiser se bebe a Peroni y crea la cervecera más grande del mundo

stop

bebidas

El grupo AB InBev, propietario de marcas como Budweiser, es el rey de la cerveza con la compra del grupo SABMiller

en Barcelona, 13 de octubre de 2015 (10:34 CET)

Operación de gran calibre en el sector cervecero, que tiene un nuevo gran rey. Se trata de la compañía belga Anheuser-Busch InBev (AB InBev), propietaria de marcas como Budweiser, después de que el grupo británico SABMiller, que produce, entre otras, la Peroni, haya aceptado su oferta de compra.

El consejo de administración de SABMiller ha aceptado la última propuesta planteada por AB InBev, que pagará 44 libras por acción, lo que valorará a la compañía en 71.280 millones de libras, más de 95.000 millones de euros.

"Los consejos de AB InBev y SABMiller han llegado a un principio acuerdo sobre los aspectos fundamentales para recomendar una oferta de AB InBev por la totalidad del capital SABMiller", anunció la empresa británica, propietaria de marcas como Peroni, Fosters o Miller.

La oferta definitiva

La nueva oferta del propietario de Budweiser, Stella Artois y Corona alcanza las 44 libras esterlinas en efectivo, en lo que supone la quinta propuesta del grupo, que empezó ofreciendo 38 libras y gradualmente había elevado su oferta a 40 libras, 42,15 libras y 43,50 libras.

Asimismo, la última oferta de AB InBev contempla la opción de recibir una parte del pago en acciones, que la compañía pone a disposición de un máximo del 41% de las acciones de SABMiller.

Los dos principales accionistas de SABMiller, Altria Group, que controla un 27% de la firma, y la colombiana BevCo, que agrupa los intereses del 13,9% de la familia Santo Domingo en la cervecera, podrán hacer uso del cobro alternativo en acciones.

Además, AB InBev se comprometería a hacer frente al pago de una indemnización de 3.000 millones de dólares (2.678 millones de euros) a SABMiller en el caso de que la transacción fracasara como consecuencia de la no obtención de los pertinentes permisos regulatorios o de la oposición de los accionistas de AB InBev.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad