El acecho de Mercadona obliga a El Corte Inglés a modificar horarios

stop

La cadena de grandes almacenes adelanta media hora las aperturas en Catalunya para reforzar las ventas de sus supermercados

Un centro comercial del grupo El Corte Inglés

12 de septiembre de 2012 (20:36 CET)

Primero fue una bajada de precios. Los supermercados de El Corte Inglés anunciaron hace pocas semanas una rebaja generalizada en sus productos. Ahora, los grandes almacenes también adelantan media hora su horario en cinco establecimientos de Catalunya, una medida que se generalizará en noviembre a todas las tiendas de El Corte Inglés en la comunidad.

El adelanto de la apertura a las 9.30, en lugar de a las 10.00 horas, busca mejorar las ventas a primera hora del día, especialmente productiva en los supermercados que, como Mercadona, abren a las 9:15 horas. La sección de supermercados ha sido la que más ha sufrido el descenso de beneficios en El Corte Ingles, según la cuenta de resultados presentadas por el grupo el mes pasado. Los beneficios de esta sección cayeron 33% el año pasado y se ubicaron en 35 millones de euros.

El enemigo cerca

La irrupción con fuerza de los supermercados Mercadona en zonas estratégicas y cercanas a los de El Corte Inglés ha generado preocupación en su cúpula directiva. El último movimiento táctico de la compañía de Joan Roig ha causado una preocupación doble en Barcelona. El nuevo Mercadona de la avenida Meridiana puede restar clientela tanto al centro comercial de Heron City como al histórico Hipercor.

Con 474 millones de beneficios en 2011 y tras crear 6.500 empleos fijos en un año, Mercadona hace temblar a toda la competencia allá donde se instala. Y El Corte Inglés, con la mitad de beneficio, unos 210 millones, no es la excepción. “No lo han reconocido públicamente, pero para nadie es un secreto que el fenómeno Mercadona inquieta a los directivos”, explica un trabajador cercano a la directiva de El Corte Inglés, presidida por Isidoro Álvarez.

Ahorro de unos 40.000 euros en nóminas

El nuevo horario, que ha sido implantado en cinco tiendas, ha ofrecido buenos resultados. La apertura avanzada ya funciona en algunos establecimientos de otras comunidades autónomas, como en el País Vasco, pero la empresa asegura que hasta ahora no está decidida su implantación en otras comunidades autónomas.

La medida también implicará un ahorro colateral en salarios. El adelanto, que también implica un cierre media hora antes, a las 21.30 horas, evitará a la empresa el pago de 4,65 euros mensuales por los 15 minutos de nocturnidad trabajados de 22.00 a 22.15 horas. El ahorro supondrá, sólo en Catalunya, cerca de unos 40.000 euros mensuales.

Pese al pequeño recorte, muchos empleados agradecen la medida porque, aseguran, facilita la conciliación laboral especialmente de las mujeres, un 70% de la fuerza laboral de la compañía.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad