El Círculo de Economía muestra su apoyo a Mas sobre el ‘déficit a la carta’

stop

JORNADAS DE SITGES

Artur Mas y Josep Piqué. EFE

30 de mayo de 2013 (21:21 CET)

Catalunya requiere más margen de déficit. No como un soplo de aire fresco para sus finanzas públicas, sino por necesidad. El presidente de la Generalitat, Artur Mas, ha conseguido un gran aliado en su defensa del déficit a la carta: el Círculo de Economía. En la inauguración de la reunión anual de la institución, el presidente de la institución, Josep Piqué, ha señalado de “muy lógico” la reivindicación del Ejecutivo catalán.

El empresariado catalán en bloque ha acudido a la cita institucional, organizada bajo el lema Para que Europa funcione. Bruselas como piedra angular del debate empresarial, pero también como ejemplo que se debe seguir en su flexibilidad para situar un límite en la deuda de las autonomías. Si da más margen a España, ¿por qué el Gobierno central no lo repercute en la comunidades autónomas? “Se puede aplicar”, ha sentenciado Piqué, también presidente de Vueling.

Nota de opinión

Este espaldarazo es importante para el President. Especialmente por la institución que lo emite, una de las pocas que ha mostrado serias dudas sobre su proyecto soberanista.

El Círculo apuesta por una reforma de la Constitución que incluya una mayor participación de las generaciones más jóvenes y reformule el diseño de todas las administraciones de Estado.

Un tercio del gasto

La contundencia de Mas al defender el déficit a la carta ha sido mayor. Según el President, ahora las autonomías, que representan un tercio de los gastos del Estado, pelean por unas pocas migajas. “El Estado ha recibido 35.000 millones de euros adicionales y las autonomías sólo recibiremos 2.000 millones”, señala.

Con un añadido de Rajoy: que vayan todas al mismo ritmo, independientemente del nivel de sus deudas. “Es como si a España se le pidiera que hiciera lo mismo que Austria”, ejemplifica.

Consumo interno

Este desequilibrio irrita al auditorio de Sitges. La alternativa que hay sobre la mesa es proseguir con los recortes, y el camino que marcaron este mismo miércoles por el presidente de la Comisión, José Manuel Durao Barroso, y el comisario de asuntos económicos, Olli Rehn, significará deprimir aún más el consumo interno.

Subir impuestos y tasas presenta más obstáculos a la actividad empresarial. “Y, al fin y al cabo, somos los empresarios quienes generamos empleo”, ha señalado el presidente y consejero delegado de Puig, Marc Puig, en la mesa redonda que ha abierto la reunión.

Reformas

La sesión ha reivindicado la industria del país con el ejemplo de tres casos de éxito, los de Indra, Seat y el grupo de perfumería y moda Puig. Pero los ejecutivos no se han limitado a explicar cómo se han gestionado estas empresas para mantener o crecer con cuota de mercado. También se han mojado y han opinado sobre las reformas que echan de menos.

El más osado ha sido también Puig: “No entiendo la polémica con los minijobs y por qué no se nos caen los anillos con un paro juvenil que roza el 50%”. También ha reclamado que en las mesas de diálogo entre sindicatos y patronal tengan silla los gobiernos y los representantes de los parados para conseguir pactos urgentes.

El camino defendido por el presidente de Indra, Javier Monzón, pasa por liberalizar y favorecer todo lo necesario para propiciar la actividad empresarial. “Cosas que a corto plazo serán criticadas”, admite. El presidente del consejo de administración de Seat, Francisco García, ha defendido una medida que ya ha implementado en sus factorías: la formación dual.

Pensiones

“No todas las reformas son válidas”, ha asegurado Mas en la sesión inaugural. Como la reducción del importe de las pensiones porque, de nuevo, torpedea el consumo interno y, con ello, la cohesión social, y porque en muchos casos representa el único ingreso de muchas familias.

Según el President, hay otras opciones sobre la mesa que pasan por perseguir mejor el fraude fiscal o ser más eficiente en la recaudación del IVA. “Entonces, tendremos dinero para la inversión pública”, sentencia.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad