El Clínic aprovecha le recuperación del ladrillo para hacer caja

stop

El hospital catalán vende un edificio en Barcelona por 2 millones de euros, un 60% más del precio previsto

Xavier Alegret

El Hospital Clínic no ha podido vender finalmente el edificio de la calle Sardenya de Barcelona (segundo por la izquierda) / GoogleMaps
El Hospital Clínic no ha podido vender finalmente el edificio de la calle Sardenya de Barcelona (segundo por la izquierda) / GoogleMaps

Barcelona, 02 de abril de 2016 (01:00 CET)

El Hospital Clínic de Barcelona está altamente endeudado, con un pasivo de al menos 140 millones de euros. El centro tiene que hacer caja sí o sí, aunque sea vendiendo patrimonio, y ha aprovechado la recuperación inmobiliaria para sacar un buen pellizco con la venta de un edificio en el centro de Barcelona por cerca de dos millones de euros.

Se trata de un antiguo edificio de viviendas en la calle Sardenya, cerca de la Sagrada Familia, que fue donado por un particular y que el hospital recibió en 2007. El edificio se sacó a subasta por 1,2 millones de euros, pero se ha terminado adjudicando por 1,93 millones a Leomant Investments, inversora en España de la inmobiliaria alemana Jäger & Pachowiak.

El momento de recuperación que vive el sector inmobiliario en las grandes ciudades españolas, especialmente Barcelona y Madrid, ha sido clave para la venta con éxito del edificio. El inmueble recibió un total de 12 ofertas, la mayoría de ellas sensiblemente superiores al precio de salida. El precio final mejora en casi un 60% el presupuesto básico de licitación.

Una oportunidad también para el inversor

A pesar de esta mejora del precio, el alto interés suscitado por el edificio muestra que se trata de una gran oportunidad. La finca se encuentra en una zona bastante céntrica de Barcelona, donde los precios están en plena recuperación, por lo que el inversor puede sacar también grandes plusvalías, aunque el edificio requiere de una reforma.

Según la información de la adjudicación del inmueble, publicada este jueves por la Generalitat, se procedió a su venta a causa del mal estado de la finca y a su "necesaria inversión para la reforma y el acondicionamiento". La administración catalana ha destacado que la venta se ha hecho sin intermediación.

El edificio fue construido en 1927 y cuenta con quince viviendas de hasta 60 metros cuadrados repartidas en siete plantas, según los datos catastrales. La finca es el legado ordenado por un particular en 1942, aunque la escritura con la titularidad del Clínic fecha de julio de 2007.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad