Marta Álvarez, presidenta de El Corte Inglés.

El Corte Inglés: la justicia da otro espaldarazo a las Álvarez

stop

El juez desestima la demanda de los hermanos de Isidoro Álvarez contra sus herederas, Marta y Cristina Álvarez

Barcelona, 22 de julio de 2019 (17:49 CET)

La batalla judicial de El Corte Inglés vuelve a decantarse hacia las hermanas Álvarez. Del mismo modo que en los anteriores procedimientos abiertos, los tribunales desestimaron una nueva demanda del entorno de Dimas Gimeno contra Marta y Cristina Álvarez: la impugnación de la junta de accionistas de IASA de 2016.

El juzgado de lo mercantil número 7 de Madrid descartó la demanda interpuesta por María Antonia Álvarez –la madre de Gimeno— y César Álvarez, hermanos del fallecido presidente de El Corte Inglés Isidoro Álvarez. El enfrentamiento se produce en Cartera de Valores IASA, la sociedad a través de la que ambas partes vehiculan su participación del 22,1% en los grandes almacenes.

La demanda perseguía la nulidad de la junta de accionistas de 2016 y todos los acuerdos alcanzados en la sesión. Además, pedía que Marta y Cristina Álvarez restituyeran a IASA el dinero presuntamente tomado de forma ilícita.

La reducción de capital de la polémica

Sin embargo, la sentencia hecha pública por Efe se muestra tajante contra los demandantes, a los que condena a pagar las costas. El juez entiende que los accionistas tenían conocimiento previo de lo que iba a pasar en la junta por lo que no pueden “alegar el carácter sorpresivo de los acuerdos adoptados”.

El mismo magistrado asegura que tanto César como María Antonia Álvarez consintieron la representación de los albaceas de la herencia de Isidoro Álvarez: Ramón Hermosilla, Carlos Anselmo Martínez y Antonio Hernández-Gil. Así, los demandantes daban la imagen de estar conformes con tal forma de actuar.

El juez sentencia así que esta forma de actuar les priva de legitimidad para denunciar los acuerdos de la junta. El principal punto del orden del día era la reducción de capital hecha en varias sociedades del grupo como Fuentelamora, Patrimonial Zurbarán y Astural Caza Menor. No obstante, la defensa de Marta y Cristina Álvarez dijo que dichos acuerdos no supusieron ningún perjurio a los demandantes, que percibieron íntegramente lo que su hermano había previsto en su herencia.

Crónica de la batalla judicial de El Corte Inglés

IASA fue desde el comienzo uno de los grandes focos de conflicto entre las hermanas Álvarez y Gimeno y su entorno. A mediados de marzo, el juzgado de lo mercantil número 2 de Madrid falló contra la demanda que María Antonia Álvarez había interpuesto para impugnar las cuentas de Cartera de Valores IASA de los ejercicios de 2015 y 2016 y de forma subsidiaria la condonación de un préstamo de 7 millones de euros de sus máximas accionistas.

Un segundo juez desestimó otra demanda por la modificación del deudor de un préstamo de 4,2 millones concedido por la sociedad: en lugar de figurar ellas como personas físicas tratan de que el pasivo quede en manos de la sociedad MJCM Inmobiliaria SL, controlada por ambas.

Hemeroteca

El Corte Inglés
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad