El consejero delegado de DIA, Borja de la Cierva.

El nuevo consejero delegado de DIA reforma la cadena con más fichajes

stop

El consejero delegado de DIA, Borja de la Cierva, comienza la reestructuración de la empresa

Madrid, 23 de enero de 2019 (17:23 CET)

El nuevo consejero delegado de DIA, Borja de la Cierva, ha comenzado la reestructuración de la compañía con nuevos fichajes. El nuevo jefe de la cadena de supermercados quiere dar nueva forma a la empresa para “hacerla más atractiva a los clientes”. 

La empresa ha fichado a María Miralles como “directora ejecutiva de transformación” y Pedro Barsanti ha sido nombrado nuevo director ejecutivo del departamento de tecnología. Con los nuevos fichajes, la nueva cúpula de DIA quiere comenzar una transformación de la empresa que liquide el viejo modelo low cost, de marca blanca de baja calidad y con pobre surtido de productos. 

Con la reestructuración, Alejandro Grande dirigirá el departamento de recursos humanos y Enrique Weickert será el director financiero encargado de sustituir a Amando Sánchez, despedido a finales del año pasado después de que la compañía detectase irregularidades contables. 

Los supervivientes de DIA

El comité trabaja en la elaboración de un plan de transformación que también incluye la “simplificación de procesos” y una “mayor eficiencia” en la gestión. Pero para la transformación de la empresa, el nuevo consejero delegado también contará con directivos y cargos de confianza de la cúpula que ha endeudado la empresa, que ha maquillado sus cuentas y que la ha arrastrado al borde del precipicio. 

Faustino Domínguez continuará al frente de las operaciones en España con el cargo de director ejecutivo. Domínguez ha sido uno de los responsables de la política de franquicias que ha llevado a la empresa a enfrentar más de un centenar de demandas en los tribunales por estafa a los franquiciados. Alfonso Torres, también con una larga trayectoria en la compañía, será el nuevo director comercial. 

La nueva cúpula de DIA, en medio de un importante proceso de reestructuración financiera que incluye la renegociación de su deuda con la banca, trabaja para dar un giro a la estrategia comercial de la compañía, hundida por la anterior directiva comandada por Ricardo Currás y que ha sido reestructurada en su mayoría. 

El cambio en el que trabaja la empresa aún es una incógnita, pero el mercado da por sentado que la nueva cúpula apuesta por el desarrollo de un modelo de tienda más parecido a los DIA & Go, con espacios diáfanos, modernos, producto fresco y de mayor calidad, que el anterior modelo de tienda de DIA, enfocado en la oferta agresiva con producto de baja calidad y poca variedad de marcas. 

La vieja cúpula, que creó el modelo de DIA & Go antes de su salida estrepitosa, asegura que el nuevo modelo de tiendas es mucho más rentable que la vieja enseña de DIA. 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad