Extremadura pide calma por el jamón podrido pero insta a “mirar etiquetas”. En la imagen, jamones de Comapa, investigada por una trama contra la salud pública.

Estalla la burbuja del jamón: paletas ibéricas a 35 euros

stop

Los productores y ganaderos encienden alarmas por la sobreproducción que ya está derribando precios

David Placer

Economía Digital

Extremadura pide calma por el jamón podrido pero insta a “mirar etiquetas”. En la imagen, jamones de Comapa, investigada por una trama contra la salud pública.

Madrid, 20 de septiembre de 2018 (18:55 CET)

La última oferta agresiva en ibéricos a 35 euros vaticina la mayor bajada de precios de los últimos años. La sobreproducción de los grandes grupos cárnicos que fabrican paletas, jamones y lomos ibéricos (procedentes de cerdos cruzados alimentados con pienso en granjas) comienza a dar las primeras señales de la crisis que se avecina para los productores y la nueva era de precios tirados.

Las grandes marcas industriales del cerdo blanco también han entrado a la producción de ibéricos y el aumento de producción en los últimos años comienzan a presionar los precios a la baja.

Tras El Pozo Campofrío, Incarlopsa (carnicero de Mercadona) y Vall Companys (accionista de referencia de Comapa, el proveedor de los jamones baratos de Carrefour) también se han metido de lleno en la producción de ibéricos. Y, más recientemente, ha entrado el Grupo Jorge.

La enorme producción con una demanda estancada augura una bajada de precios que ya ha comenzado en Carrefour. Las paletas ibéricas (de un mínimo de 4 kilos) se han llegado a vender a 35 euros euros la pieza en Carrefour. Pero con la Vuelta a España, la cadena rebajó el precio incluso a los 25 euros la pieza. Hoy, la mercancía está completamente agotada, según han informado los trabajadores de Carrefour.

Los primeros afectados son los ganaderos y la industria intensiva que comienza a sentir la presión de una bajada de mercado. Y si este año han comenzado las paletas baratas, los empresarios del sector ya dan por hecho que el próximo año llegarán las rebajas en los jamones.

“Las paletas tienen menor curación y están comenzando a bajar. El próximo año le llegará el turno al jamón. Los más castigados serán los productores intensivos, pero si hay un desplome generalizado también serán afectados los productores del cerdo 100% ibérico de bellota”, explican desde el consorcio de una de las denominaciones de origen del ibérico.

Pero la oferta agresiva no ha hecho más que empezar. La cifra de sacrificios de cerdos ibéricos ha alcanzado los 3,5 millones de ejemplares entre agosto de 2016 y julio de 2017, de acuerdo con las cifras del registro informativo del ibérico, Riber, del ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación.

El sector considera que hay un exceso de casi medio millón de sacrificios, lo que presiona los precios a la baja. Los primeros efectos ya se han visto desde finales del año pasado con el lomo y ahora también se observan en las paletas. El próximo año, llegarán a los jamones, según vaticinan desde el sector.

¿Venta a pérdidas o trampa?

La de paletas a 35 podría ser una nueva campaña de precios agresiva de Carrefour que causará una nueva polémica en el sector. Ganaderos consultados por este medio aseguran que los números o cuadran.

Los costes de alimentación incluso de cerdos hacinados en granjas y alimentados exclusivamente con pienso no son cubiertos con un precio de venta al público de 8,75 euros que, con la exclusión del IVA del 10%, se reduce a apenas 7,8 euros el kilo.

Fuentes del sector explican que sólo hay dos posibilidades: o se produce una venta a pérdidas o hay un fraude con el porcentaje racial de los cerdos (podría ser inferior al 50% de raza ibérica, según la polémica categorización del ministerio). Carrefour ya ha recibido denuncias por ofertas similares anteriores en las que se vendían dos piezas de jamón por 50 euros. Al final, la marca de jamones baratos, Sierra de la Alpujarra, fabricada por Comapa, empresa afectada por una alerta sanitaria emitida por el ministerio de Sanidad. 

Pero, al margen de la polémica por la nueva promoción de paletas a 35 euros, el sector asume que el próximo año bajarán los precios, dado el crecimiento exponencial de la producción desde el 2014. Ganaderos e industriales se preparan para lo que viene. La burbuja acaba de estallar. 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad